Última hora

Última hora

Claves de las elecciones parlamentarias turcas 2015

Después de 5 meses, Turquía celebra elecciones anticipadas el 1 de noviembre. El gubernamental partido islamista AKP, que fundó Erdogan, perdió por

Leyendo ahora:

Claves de las elecciones parlamentarias turcas 2015

Tamaño de texto Aa Aa

Después de 5 meses, Turquía celebra elecciones anticipadas el 1 de noviembre.

El gubernamental partido islamista AKP, que fundó Erdogan, perdió por primera vez desde 2002 su mayoría parlamentaria en los comicios del 7 de junio, y el primer ministro en funciones, Ahmet Davutoglu, fracasó en su intención de formar un Ejecutivo de coalición. Por primera vez en la historia moderna de Turquía, el jefe de Estado, que tiene un rol más bien simbólico, fuerza una cita con las urnas, un paso que siempre había quedado en manos del Parlamento.

¿A quiénes afecta?

Las elecciones son importantes no sólo para Turquía y sus países vecinos sino también para Europa, que se enfrenta a su peor crisis de refugiados desde la Segunda Guerra Mundial. Los europeos, conscientes del drama colectivo de la guerra siria necesitan una política estable en Turquía. Ankara ha lidiado con este problema sin rechistar. Pese a que el régimen del presidente Erdogan está en la mira de las organizaciones internacionales por sus tendencias autoritarias y la falta de respeto a las libertades civiles.

Pero a los turcos, les preocupan otros asuntos. Numerosos analistas han subrayado que Erdogan ha presionado para convocar nuevas elecciones para que el islamista AKP recupere la mayoría absoluta que perdió en junio y pueda gobernar en solitario.

Uno de los deseos declarados de Erdogan es que el AKP logre una mayoría amplia para enmendar la Constitución y reforzar el cargo presidencial con atribuciones ejecutivas.

El resultado de las elecciones turcas también determinará el futuro proceso de paz con los kurdos.

Turquía afronta las elecciones anticipadas metida en una espiral de violencia desde la ruptura en julio, del alto el fuego vigente durante dos años entre el Estado y la guerrilla kurda del PKK.

Más de medio centenar de miembros de las fuerzas de seguridad han muerto en diversos atentados y ataques del PKK desde entonces, al que el Ejército ha respondido con operaciones de castigo y bombardeos de cazas sobre la retaguardia de ese grupo armado en el norte de Irak.

Desde el punto de vista económico, se espera que las elecciones turcas pongan fin al proceso de inestabilidad que ha afectado a su moneda. Desde que se anunciaron las elecciones el pasado 7 de junio, la lira turca no ha dejado de depreciarse, alcanzando en octubre su cambio más bajo frente al dólar,

Funcionamiento del sistema electoral turco

Turquía está gobernado por un sistema parlamentario en el que el primer ministro tiene el poder. El papel del presidente es simbólico. El primer ministro es el jefe del partido que obtiene la mayoría en el Parlamento, compuesto por 550 miembros, elegidos por un plazo de cuatro años.

El sistema electoral turco obliga a los partidos políticos a obtener al menos el 10% de los votos a nivel nacional para poder entrar en el Parlamento. Una formación política puede ganar las elecciones en algunas ciudades, pero si no obtiene el 10% de la votación nacional, sus votos se distribuyen a otros partidos ganadores. El sistema, creado bajo las instrucciones de los gobernantes militares después del golpe militar de 1980, favorece a los partidos grandes, dificultando que los más pequeños adquieran cualquier punto de apoyo.

Quiénes son los favoritos

El gobernante Partido de la Justicia y el Desarrollo (AKP) es un partido político de derecha. De tradición islamista AKP ha evolucionado para convertirse en un partido conservador social, a la imagen y semejanza de los partidos demócratacristianos europeos. Es el más grande de Turquía y cuenta con 258 miembros en el Parlamento. Su líder, Ahmet Davutoglu, es el actual primer ministro, quien tomó las riendas del partido de manos de Recep Tayyip Erdoğan, el actual presidente turco. Fundado en 2001 por políticos de distintas fuerzas conservadoras, AKP ha ganado más escaños que cualquier otro partido en cuatro elecciones generales: 2002, 2007, 2011 y junio de 2015, con un 34,3%, 46,6%, 49,8% y 40,9%, respectivamente. El AKP es criticado por sus opositores por su carácter autoritario y su vuelta atrás al pasado islámico.

Composición del actual Parlamento

El principal partido de la oposición es el centroizquierdista Partido Republicano del Pueblo (CHP). Se describe a sí mismo como “un partido socialdemócrata moderno, fiel a los principios y valores de los fundadores de la República de Turquía”. En la convención del 22 de mayo de 2010, Kemal Kılıçdaroğlu fue elegido su nuevo líder, y encargado de llevar a cabo las reformas del partido.

Movimiento Nacionalista (MHP), es un partido nacionalista. En las elecciones generales de junio de 2015 ganó 80 escaños con el 16,3% de los votos, convirtiéndose así en el tercera mayor fuerza política del país. El MHP ha sido siempre tachado de neofascista. Pero desde la década de los noventa y bajo el liderazgo de Devlet Bahçeli, su programa político adquirío un tinte más moderado, para ser reconocido como un partido simplemente nacionalista.

El MHP se opone a que se realice cualquier concesión al grupo separatista kurdo, es decir el PKK. A pesar de ser anti-PKK tienen también a partidarios kurdos entre sus filas que pertenecen sobre todo a la tribu zaza.

El Partido de la Democracia de los Pueblos(HDP) fue fundado en 2012 y es predominantemente kurdo. Debido a su temor a no alcanzar el umbral del 10% del voto necesario para entrar al Parlamento, los partidos políticos kurdos han preferido en el pasado no participar en las elecciones. En lugar de ello, los políticos kurdos se presentaban como candidatos independientes, que no están sujetos a ese umbral, para reunirse bajo la bandera de un partido una vez logrado el escaño. Pero este año el movimiento político kurdo ha presentado sus candidatos como miembros de un solo partido. En las elecciones generales de junio de 2015, el partido superó las expectativas por sondeo 13,12% de los votos, obtuvo 80 diputados.

HDP es visto como una alternativa de izquierdas para Turquía, que lucha por dejar a un lado su fama de partido esencialmente kurdo, acusado de “terrorismo” por su proximidad con la guerrilla del PKK-para convertirse en una alternativa política de izquierdas y defensora de todas las minorías del país, frente al islamismo-conservador reinante.

Últimos sondeos

El gráfico muestra las últimas encuestas