Última hora

Última hora

Un proyecto europeo promueve los aerodeslizadores para situaciones de emergencia

Leyendo ahora:

Un proyecto europeo promueve los aerodeslizadores para situaciones de emergencia

Tamaño de texto Aa Aa

Tiene la fuerza de un camión, pero puede conducirse como una motocicleta. Estamos en el río Po, en Italia, para descubrir la nueva generación de

Tiene la fuerza de un camión, pero puede conducirse como una motocicleta. Estamos en el río Po, en Italia, para descubrir la nueva generación de aerodeslizadores, desarrollados en el marco de un proyecto europeo de investigación.

Medio siglo después de su aparición el aerodeslizador es un medio de transporte utilísimo en situaciones de emergencia.

Apoyado en un colchón de aire e impulsado por una hélice, se mueve tanto en el agua como en la tierra, en lugares donde ni los barcos ni los vehículos pueden llegar.

Para que conducirlo fuera más fácil los investigadores introdujeron innovaciones clave.

El ingeniero naval Angelo Odetti, de la empresa, Hovertech,Ltd., explica: “Una de las principales novedades es el sistema del control de superficie. Se llama Flaptons y compensa la tendencia del aerodeslizador de deslizarse hacia el exterior de la curva que quiere cogerse”.

El presidente del Centro de Investigación de Tecnologías, Marco Mastrangeli, coordinador del proyecto, explica las características del pilotaje de un aerodeslizador: “Tenemos un comando que nos permite poner la proa hacia abajo, proa hacia arriba, marcha atrás, babor y estribor. El motor es como el de un fuera borda, que se puede separar y acoplar a otro aerodeslizador, o en dos aerodeslizadores acoplados para formar un aerodeslizador mayor”.

Puede utilizarse para las mediciones en investigaciones medioambientales, para inspeccionar fugas de petróleo, pero incluso para rescate.

Uno de los instructores del uso de aerodeslizadores, Vincenzo Minenna, asegura: “El aerodeslizador puede ayudarnos cuando trabajamos en ríos, en el mar y, sobre todo, en las inundaciones. Este vehículo puede ser una solución, y claramente una innovación. Es muy importante la formación de sus pilotos, que necesitan saber todo acerca de cómo actuar o cómo acercarse a alguien en el agua”.

¿Cómo empezó la idea de trabajar en una nueva generación de aerodeslizadores? Un castillo en Liguria, se convirtió en la base principal de la investigación. Aquí los ingenieros navales y expertos probaron todas las posibilidades. El impulsor del proyecto es Marco Mastrangeli

Recordó para Euronews: “Hace veintisiete años compré una empresa en la que había dos pequeños aerodeslizador fabricados en Estados Unidos. Vi que podían ser negocio en la laguna de Venecia, pero no encajaban eran pequeños, con motor de dos tiempos”.

Hoy en día la pasión por estos vehículos implica a investigadores, científicos y expertos a nivel europeo en un desafío nada fácil.

La responsable del Servicio de Operaciones Anfibias, Paola Rigoni, nos dice que “el consorcio Hoverspill consiguió la colaboración de los principales expertos en dinámica de fluidos, ingeniería mecánica, y turbopropulsión. Todo ello era necesario para conducir adecuadamente un vehículo tan especial.

El trabajo en equipo no sólo ha generado un vehículo multitarea y polivalente, sino que también ha desarrollado un extenso programa para la prevención de desastres costeros, Shore Sentinel.

Tiene su sede en Venecia y a lo largo del río Po. Cubrirá las necesidades de emergencia de doscientos o trescientos municipios. Los equipos están dispuestos para actuar en caso de grandes emergencias, como la reciente de Bangladesh, o cuando hay inundaciones. Los aerodeslizadores almacenados en contenedores, en el aeropuerto de Rotterdam están listos para ser enviados donde hagan falta.