Última hora

Última hora

Caídas en los mercados por el descenso del precio del petróleo y los atentados de París

Debido a la inestabilidad de las cifras económicas globales y la falta de claridad en las intenciones de la Reserva Federal sobre el tipo de interés

Leyendo ahora:

Caídas en los mercados por el descenso del precio del petróleo y los atentados de París

Tamaño de texto Aa Aa

Debido a la inestabilidad de las cifras económicas globales y la falta de claridad en las intenciones de la Reserva Federal sobre el tipo de interés, el mercado del petróleo continúa en declive.

La semana pasada, el precio del petróleo registró su peor caída semanal desde el pasado marzo. Los mercados MENA reaccionaron igual que la semana pasada en su apertura, con caídas, al verse afectados por los ataques terroristas en París.

Lo abordaremos, pero primero echemos un vistazo a la noticia

La caída del precio del petróleo

Una serie de caídas encadenadas llevó a los precios del petróleo a registrar pérdidas del 8% la semana pasada. El viernes, el barril de Texas cayó a los 40.74 dólares y el de Brent bajó ligeramente de los 45 dólares.

Son muchos los factores que han contribuido a este desplome. El más importante fue la subida de las reservas de Estados Unidos, que aumentaron por séptima semana consecutiva, lo que no ocurría desde principios de año.

También hay signos de inestabilidad y de desaceleración de la economía, en concreto en China, donde el crecimiento del PIB está por debajo del 7%. En la zona euro, el crecimiento de la economía estuvo por debajo de las expectativas. El valor registrado en el tercer trimestre fue del 0,3%, una décima por debajo de lo estimado.

Estos factores provocaron la caída de los mercados a nivel global. Wall Street cerró la semana con sus mayores pérdidas desde agosto y reflejó la preocupación general sobre cuándo la Fed decidirá aumentar los tipos de interés. Los mercados europeos también cayeron por la falta de claridad ante los resultados económicos y abrieron esta semana con descensos tras los ataques de París.

En Oriente Medio, la bolsa egipcia registró la mayor caídas desde diciembre de 2013 y cerró el domingo con un declive de más del 4%.

El parqué de Dubai bajó un 3 y medio y la bolsa de Riad cerró en su nivel más bajo de los últimos 35 meses, perdiento casi un 3%. Abu Dhabi retrocedió más de un 2%.

Estas pérdidas en los mercados estuvieron provocadas por los ataques de París y por la ola de descensos que ya venía sufriendo por las caídas del precio del petróleo.

La opinión del experto

Daleen Hassan euronews: Para arrojar algo de luz a la evolución de los mercados de valores y del petróleo está con nosotros como cada semana Nour Eldeen al Hammoury, jefe de estrategias de mercado de ADS Securities, en Abu Dhabi.

Hola Nour, ¿cuáles son las tendencias del precio del crudo tras la caída de la semana pasada y qué niveles hay que vigilar?

Nour eldeen al Hammoury :“A pesar del derrumbe de la semana pasada, el precio del petróleo se mantiene en el mismo rango desde agosto y oscila entre los 40 y 45 dólares en el caso del de Texas (WTI). Lo bueno es que este crudo se mantuvo en 40 dólares y la semana pasada cerró por encima de este nivel. Por otra parte, durante el primer día de comercio de la semana el petróleo recuperó casi un 1%, mientras que el barril de Texas avanzó por encima de los 41 dólares. El de Brent se vendió cerca de los 45 dólares. Los 40 dólares para el petróleo de Texas es una barrera psicológica. Si la rompiera, se incrementarían los temores de nuevas caídas en el futuro.

Sin embargo, tenemos que señalar un punto muy importante en esta cuestión: el escenario actual parece ser el mismo que el de los productos básicos y los mercados globales entre junio y septiembre, cuando los mercados estuvieron pendientes de la posible subida de la Reserva Federal estadounidense, lo que provocó una fuerte caída de las materias primas y renta variable, mientras que el dólar se recuperó. Aunque durante este tiempo las cifras económicas estadounidenses han continuado siendo débiles. De hecho, las declaraciones de la Fed siguen siendo el principal motor de los mercados desde ahora y hasta la reunión de diciembre.

Daleen Hassan, euronews: “Nour, la Fed siempre retrasa la subida de tipos de interés. ¿Puede permitirse la economía global esta subida?”

Nour Eldeen al Hammoury :“A principios de semana, Japón volvió a la recesión: la cuarta consecutiva en los últimos cinco años. El crecimiento de Estados Unidos se mantiene por debajo de la meta anual de la Fed del 2.5% desde el año 2009. Ahora mismo, la media de crecimiento desde entonces es del 1.5%, a pesar del hecho de que el interés está más bajo que la media de los últimos siete años. La pregunta es, si la economía estadounidense no consigue cumplir sus objetivos con este interés más bajo, ¿cómo lo hará cuando el interés suba? Además de eso no hay signos de inflación, ni tampoco de desaceleración en Europa ni Asia.

Daleen Hassan euronews:3.
En Oriente Medio, antes de los ataques de París, percibimos un declive en el mercado de valores además de en el precio del petróleo. ¿Cuáles son los refugios más seguros a los que podrían dirigirse ahora los inversores?

Nour Eldeen al Hammoury :“Hasta el momento los acontecimientos están favoreciendo al dólar estadounidense y al yen japonés. Es lo que hemos notado desde principios de año. El declive de los mercados de Oriente Medio y del norte de África viene dado por los pobres resultados de las empresas y la caída del precio del petróleo. Ahora, los ataques de París también afectan negativamente a los mercados orientales, los primeros en abrir tras los ataques terroristas. Ha aumentado el miedo entre los inversores ante nuevas intervenciones en la región, lo que repercutiría en el mercado global.

Estamos viendo un paso notable hacia el dólar y hay el yen y creo que esto puede mantenerse durante algún tiempo.

Daleen Hassan euronews:“Esto es todo por ahora, conéctese con nosotros a través de nuestras redes sociales, Facebook y Twitter utilizando el hashtag #businessmiddleeast.

Gracias por estar con nosotros, nos veremos la semana que viene.