Última hora

Última hora

Tímido estreno de Ferrari en la bolsa de Milán

Ferrari se estrena en la bolsa de Milán, presionado por la volatilidad pero cerrando al alza. La entrada en el parqué italiano de la marca de lujo

Leyendo ahora:

Tímido estreno de Ferrari en la bolsa de Milán

Tamaño de texto Aa Aa

Ferrari se estrena en la bolsa de Milán, presionado por la volatilidad pero cerrando al alza. La entrada en el parqué italiano de la marca de lujo automovilística, después de haberlo hecho en octubre en Wall Street, sigue la estrategia de su hasta ahora casa madre Fiat Chrysler Automotive (FCA) de buscar una financiación externa. La operación ha contado con la participación de sus máximos dirigentes e incluso el primer ministro italiano, Matteo Renzi.

“La escisión de la casa madre ratifica formalmente la independencia que Ferrari siempre ha tenido, incluso siendo parte del grupo automovilístico”, recordó su presidente, Sergio Marchionne. “Una independencia que era operacional y en parte financiera, pero que ahora es necesaria para mantener la singularidad de los modelos y la marca”.

El título de Ferrari en Milán ha llegado a retroceder casi un tres por ciento, bajando de los 43 euros de salida a los 41. Aunque la cotización final se ha acercado a los 44 (43,67). Mientras tanto, Fiat Chrysler perdía un 37 por ciento.

“Ferrari no tuvo que darse de alta por si mismo en la bolsa, sino que se trata más bien de una operación para facilitar a Fiat la consolidación de parte de su deuda y también para dejarle la libertad de futuras fusiones”, explica el agente bursátil italiano Edoardo Liuni, de Trading Room Roma. “El grupo puede encontrar ahora posibles socios, dejando a parte Ferrari”.

De hecho, en Nueva York solo fue a bolsa el diez por ciento. Un ochenta por ciento se distribuyó a sus propios accionistas. Y el diez restante se quedó en manos de Piero Ferrari, hijo del fundador. Junto a la familia Agnelli, ambos siguen poseyendo la mayoría de blocaje.