Última hora

Leyendo ahora:

Shakespeare y la música


musica

Shakespeare y la música

En asociación con

Más de trescientas óperas tienen relación con Shakespeare. La especialista en Literatuta Inglesa Julie Sanders, de la Universidad de Newcastle, explica por qué el Bardo ha tenido tanto éxito entre los compositores durante siglos.

“La influencia de Shakespeare en la música comenzó casi tan pronto como sus obras se representaban en el primer Londres moderno, de modo que desde el siglo XVII hasta la actualidad, tenemos ejemplos de composiciones en todo tipo de géneros musicales en paralelo a sus obras de teatro y su poesía, y me gusta pensar no sólo en términos de lo que Shaskespeare da a los compositores y orquestas sino a la respuesta que obtiene, porque son obras sumamente creativas por si mismas.

Así, en el siglo XVII tenemos algo como La reina de las hadas, de Henry Purcell, la interpretación de El sueño de una noche de verano, a través de la danza, la música y el canto y los versos”.

“Y tenemos las grandes óperas, tenemos las grandes óperas épicas de Verdi: Macbeth, Otelo, que son espectaculares en sí mismas. Son como los críticos, son interpretaciones críticas de la obra pero a través de su propio medio, a través del canto, la danza y la música, y así es como me gusta ver este tipo de trabajos.

Y, por supuesto, en el siglo XX, un tipo diferente de ópera, más íntimo, más vanguardista tal vez, alguien como Benjamin Britten y El sueño de una noche de verano, pero a su vez, para entonces empiezas a ver cómo todas estas interpretaciones se relacionan y veo “musicales shakesperianos” por decirlo de alguna forma que responden tanto unos a otros como a las obras de Shakespeare”.

“¿Qué hace de Shakespeare nuestro contemporáneo? Creo que Shakespeare, en su tiempo, intentaba explorar los grandes temas del momento. El teatro, cuando escribía para él, no estaba en el centro de Londres, era algo periférico, fue bastante “radical”, fue bastante cuestionado políticamente: estaba usando los espacios de debate; y esa es la forma en la que podemos relacionarnos con él hoy en día, porque debatió cuestiones que sí tienen relevancia, sean cuestiones en torno a la raza y la etnicidad o la identidad, sean en torno a temas del poder, la monarquía, el estado. Así que hay un paralelismo, por eso las adaptaciones se convierten en una fuerza muy potente en todo el canon shakesperiano”.

Selección del editor

siguiente artículo

musica

La magia de Haendel en Montecarlo