Última hora

Última hora

Los accesorios de Dior brillan en la pasarela de París

Leyendo ahora:

Los accesorios de Dior brillan en la pasarela de París

Tamaño de texto Aa Aa

La firma japonesa Issey Miyake reveló en la última jornada de la Semana de la Moda de París una nueva técnica que consiste en someter las telas a

La firma japonesa Issey Miyake reveló en la última jornada de la Semana de la Moda de París
una nueva técnica que consiste en someter las telas a altas temperaturas para conseguir un efecto ultra plisado.

Miyake combinó también retales de colores para dar movimiento y profundidad a las prendas.

La casa japonesa presentó faldas rectas por debajo de la rodilla y tops multicolor. Algunos looks más sobrios formados por camisa y pantalón masculino también dominaron el desfile.

Dior revisó en la capital francesa la moda de los años 40 añadiendo accesorios de última tendencia en un desfile cargado de inquietudes ante la ausencia de un diseñador confirmado, después de que el belga Raf Simons dejara la firma el pasado mes de octubre.

Los suizos Serge Ruffieux y Lucie Meier, directores del equipo artístico, fueron los encargados de dirigir esta colección en la que destacaron los abrigos ajustados en la cintura y los cuellos abiertos aunque los accesorios se llevaron gran parte de la atención.

Los pendientes y los piercings cubrieron las orejas de las modelos que desfilaron con el pelo recogido y gafas de sol opacas.

El lugar elegido para la celebración del desfile fue el emblemático Museo del Louvre.

El desfile de Chanel fue una gran fiesta a la que acudieron personajes conocidos como la esposa y la hija del actor Will Smith o el cantante Pharrell Williams.

El tweed fue, una vez más, el tejido estrella de una colección en la que destacaron los trajes de chaqueta y falda pero también los accesorios, como unas botas de estilo hípica con una apertura a la altura del tobillo.

Las telas metalizadas cobraron importancia en el desfile al estar presentes en vestidos y conjuntos de chaqueta pero también en pequeños detalles.

Y la diseñadora holandesa Iris van Herpen presentó a sus invitados una realidad cambiante al colocar a sus modelos tras una pantalla que distorsionaba la imagen.

El brillo y la combinación de tejidos modernos con la lana o la seda fueron dos de las notas dominantes de la colección.

Los vestidos ajustados con plisados y volantes también fueron los protagonistas del desfile.