Última hora

Última hora

Palmira se recupera bajo el peso de las atrocidades del llamado Estado Islámico

La Batalla para recuperar Palmira acabó hace siete días. Sin embargo aún se oyen explosiones de vez en cuando. El llamado Estado Islámico sembró de

Leyendo ahora:

Palmira se recupera bajo el peso de las atrocidades del llamado Estado Islámico

Tamaño de texto Aa Aa

La Batalla para recuperar Palmira acabó hace siete días. Sin embargo aún se oyen explosiones de vez en cuando. El llamado Estado Islámico sembró de minas el lugar.

Los soldados del ejército de Siria desactivan explosivos. Dos mil bombardeos del ejército ruso en quince días. En este reportaje de France 2 junto al Ejército de Al Asad, soldados sirios descubrieron lo que califican de “un laboratorio químico con todo lo necesario para fabricar detonadores”.

Acetona, ácido, cables eléctricos, los medios para fabricar el explosivo que fue utilizado en los atentados de París y Bruselas, la firma del llamado Estado Islámico.

Tras diez meses bajo control islamista parte de la poblacion huyó y los militantes del llamado Estado islámico tuvieron que sustituir a los funcionarios a la fuerza

En la posterior huída de los islamistas dejaron documentos en donde vemos que podían “alquilar” una mujer durante seis meses por tres euros. También reclutaban a niños de apenas 14 años. También hay sentencias de los llamados tribunales islámicos: 15 días de cárcel por fumar.

El tribunal, temido por la población, encarceló quince días a un vecino que pueden ver en el reportaje, tras ser denunciado por sus vecinos. Cuenta que eran unos cien vecinos hacinados en la misma celda.

Uno de los prisioneros aseguraba: “El Estado Islámico nos mantenía en una situación de terror permanente. Nos decían: tienes dos opciones, decapitación o degollamiento”.

Este testigo salió en libertad pero muchos otros no tuvieron la misma suerte. Mohamed huyó de la ciudad antes de que la ocuparan los islamistas pero su hijo no quiso irse: “Mi hijo les dijo: soy irreprochable, Palmira es mi ciudad y me gusta. Ellos le respondieron: “No te vamos a dar la satisfacción de ser ejecutado aquí”. Así que le llevaron a otra ciudad y allí le dispararon. Grabaron todo y lo colgaron en Internet. ¡Qué más puedo decir! Quizá Dios maldiga a los que mataron gente que no había hecho nada”.

Aún no ha encontrado el cuerpo de su hijo.

En las afueras de Palmira, al norte, los soldados de Al Asad descubrieron una fosa común: “Aqui encontramos cinco hombres, siete mujeres ocho niños e incluso un bebé de seis meses. Estaban todos enterrados unos encima de los otros”.

Cuarenta cadáveres fueron trasladados al hospital militar de Hom. Según el régimen de Damasco trescientas personas habrían sido asesinadas durante la ocupación de Palmira por los islamistas.