Última hora

Última hora

Un Gobierno alemán divido autoriza el proceso contra el humorista que ofendió a Erdogan

División en la coalición de Gobierno alemana tras respaldar que se procese al humorista Jan Böhmermann por un poema ofensivo contra el presidente de

Leyendo ahora:

Un Gobierno alemán divido autoriza el proceso contra el humorista que ofendió a Erdogan

Tamaño de texto Aa Aa

División en la coalición de Gobierno alemana tras respaldar que se procese al humorista Jan Böhmermann por un poema ofensivo contra el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan.

Una reclamación realizada por Ankara amparándose en un artículo de la Constitución alemana que tipifica como delito la injuria a jefes de Estado extranjeros y establece penas de hasta cinco años de cárcel.

“Tras una cuidadosa reflexión, los departamentos políticos encabezados por el Partido Socialdemócrata han votado contra la concesión de la autorización. Debido a un empate, el voto de la canciller ha sido decisivo. Somos de la opinión de que no se tendría que haber otrorgado la autorización”, lamentaba el ministro de Exteriores alemán, Frank Walter Steinmeier.

Este caso ha multiplicado las voces que reclaman la abolición de un artículo que muchos juristas consideran una reliquia del siglo diecinueve.

Ajena a las críticas, la canciller Angela Merkel declaraba: “Concediendo esta demanda por insultar a un jefe de Estado extranjero no estamos prejuzgando a la persona afectada. Tampoco es una decisión sobre los límites de la libertad del arte, la prensa y la opinión”.

Sin embargo, algunos expertos destacan que el poema, en el que entre otras cosas se acusa a Erdogan de abusar de niños, estaba enmarcado en una sátira sobre la libertad de expresión y protegido por la libertad de creación.