Última hora

El río Sena no para de crecer anegando no solo sus orillas parisinas sino decenas de ciudades y localidades en la ribera de sus afluentes.

La alcaldía de París ha cerrado al tráfico importantes arterias de la capital desde el sudoeste de la ciudad hasta las inmediaciones de la Torre Eiffel después de que las aguas del río alcanzaran los 3.83 metros, algo inusual.

Las lluvias torrenciales han perturbado el calendario del Roland Garros y han forzado la evacuación de dos prisiones.

Publicidad
Publicidad

Más No Comment