Última hora

Al menos cuatro personas han muerto y diecisiete están desaparecidas después de que el tifón Nepartak llegara el sábado a la costa oriental de China, a la provincia de Fujian, donde provocó la reubicación de cientos de miles de personas.

Unos 438.000 habitantes de nueve ciudades de Fujian han sido temporalmente realojados debido al tifón, el primero de la temporada, que ha destruido a su paso más de 1.000 viviendas.

Publicidad
Publicidad

Más No Comment