Última hora

Los mineros bolivianos están dispuestos a dar una oportunidad al diálogo con el Gobierno, después de varios días de enfrentamientos y bloqueos de carreteras, en los que además han retenido y golpeado a decenas de policías. El sector, organizado en cooperativas y tradicionalmente aliado del presidente Evo Morales, protesta desde el miércoles en seis regiones del país contra un proyecto de reforma liberal. Lo que les indigna en el citado proyecto es que alienta la formación de sindicatos en estas organizaciones que funcionan con decenas de miles de subcontratados.

Los mineros han protagonizado violentos bloqueos de carreteras. El viernes liberaron a 40 policías después de retenerlos como rehenes 24 horas. Otro grupo de 46 agentes fue retenido durante horas en Mantecani, a unos 70 kilómetros de La Paz.

Publicidad
Publicidad

Más No Comment