Última hora

Manifestación en Teherán contra la decisión de Arabia Saudí de excluir a los iraníes de la peregrinación a La Meca

Enzarzados en una lucha por el liderazgo regional y espiritual, la tensión se ha disparado entre el régimen saudí, de credo suní, y el iraní, de confesión chií.

Leyendo ahora:

Manifestación en Teherán contra la decisión de Arabia Saudí de excluir a los iraníes de la peregrinación a La Meca

Tamaño de texto Aa Aa

Enzarzados en una lucha por el liderazgo regional y espiritual, la tensión se ha disparado entre el régimen saudí, de credo suní, y el iraní, de confesión chií.

Tras el fracaso el pasado mes de mayo de las negociaciones sobre las condiciones del “hach” a La Meca, Teherán y Riad se han enfrascado en un cruce de acusaciones.

“Se ha llegado a un clímax de falta de escrúpulos y de traición”, se lamenta este manifestante iraní. “Se han unido con los judíos y son sirvientes de Estados Unidos. Están cumpliendo los objetivos de Washington y eso beneficiará a Israel. Han apuñalado a los musulmanes en el corazón”. “No tenemos ningún problema con la gente de Arabia Saudí. Son suníes y son nuestros hermanos. Pero la familia Al Saud es una marioneta del Reino Unido y de Estados Unidos, luchan en guerras contra los chiíes y contra todos los musulmanes”, añade este hombre.

El ayatolá Ali Jamenei ha asegurado que la dinastía saudí no merece dirigir los santos lugares que este sábado recibirán a cerca de tres millones de fieles musulmanes.

El muftí de Arabia Saudí, la máxima autoridad religiosa islámica del país, ha respondido tachando a los iraníes de infieles.