Última hora

Leyendo ahora:

El éxodo de vuelta de los refugiados afganos de Pakistán


Aid Zone

El éxodo de vuelta de los refugiados afganos de Pakistán

Alrededor de medio millón de afganos habrán vuelto a su país a finales de 2016, unos 100.000 al mes.

El gobierno pakistaní ha fijado como fecha límite el 15 de noviembre para que los afganos sin papeles abandonen el país.

Unas 300.000 personas se han desplazado dentro de Afganistán desde enero a septiembre de 2016, debido al conflicto.

Estamos en Nangarhar, el principal paso fronterizo para los afganos que regresan de Pakistán.

Esta carretera, que va de la frontera a la capital de la región de Jalalabad está bloqueada constantemente por los vehículos de los afganos que regresan, debido al deseo de Pakistán de repatriar a los dos millones y medio de refugiados (entre registrados y no registrados) que vivien en el país.

El control de la frontera es un problema.

Cerca de 300 familias al día se registran en este centro de Samarkhel (cerca de Jalalabad). Entre ellas la de Mohamad Qadur, que tenía 8 años cuando huyó a Pakistán, durante la invasión soviética.

“Emigramos a Pakistán porque estalló la guerra, nuestra casa fue destruida, algunos de nuestros familiares se inmolaron. Por esto emigramos a Pakistán y pasamos 38 días allí. No pudimos encontrar un lugar, las casas eran caras incluso en los pueblos. No pudimos ir a Afganistán y ahora estamos obligados a volver y bajo presión”, cuenta Mohamad Qadur.

Los afganos con los documentos adecuados cuentan con una prima de repatriación de 400 dólares cada uno. Sin embargo, las familias retornadas sin documentación solo reciben una ayuda de un mes en la frontera en Torkham.

La parada en el centro de registro gestionado por el Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados, donde reciben la ayuda económica, no dura más de un día.

Abdul Wali, trabajador de ACNUR en el centro de Samarkhel, explica que “la ayuda incluye dinero en efectivo para asistencia y otros servicios ligados a actividades de repatriación como una instrucción sobre minas antipersona y un servicio de salud. Además, estamos aquí para proporcionar a las familias asesoramiento legal. Para cualquier familia cuya tierra esté en disputa, tenemos personal que hace un seguimiento del problema”

Aid Zone 6 Afghnistan

Nos encontramos con Alam Gul en la ciudad de Gande Chichma, cerca de Jalalabad. Vino aquí hace tres meses cuando tuvo que huir del distrito de Achin, fronterizo con Pakistán.

“Dáesh llegó después de los talibanes. Lucharon contra los talibanes y Dáesh los venció. Después se hicieron con el control del desitrito de Achin. Las tiendas y los negocios cerraron completamente. La mayoría de nuestros vecinos fueron asesinados o heridos y sus bienes fueron saqueados (por Dáesh)”, rememora Alam.

Alam y su familia recibieron 14.000 afgani, (cerca de 200 euros), como parte de las acciones del Consejo Danés para los Refugiados. Utilizaron el dinero para comprar harina y pagar tratamientos médicos.

Seguimos a Zahra, oficial de campo del Consejo, a otro distrito cerca de Jalalabad, Surkh Rod. Allí se reúne con una familia que ha recibido ayuda solo unas semanas antes.

“La evaluación es importante para saber si el dinero distribuido es o no suficiente. Les preguntamos para si se enfrentan a problemas durante la entrega de ayuda, les preguntamos si se enfrentan a algún tipo de problema o no”, declara Zahra.

Los recursos de la organización aún no son suficientes para hacer un registro exacto de las familias que se reinstalan y para atender a las necesidades de todos los retornados.

En euronews estamos orgullosos de contar con periodistas en todo el mundo listos para presentarles los puntos de vista locales sobre las noticias internacionales. Lea más sobre este tema en la lengua en la que ha sido escrito.

Traducción automática

Traducción automática

Traducción automática

siguiente artículo

Aid Zone

Stanytsia Lugansk, el pueblo ucraniano que es víctima del conflicto en la "línea de contacto"