Última hora

La Policía indonesia dispara gases lacrimógenos y cañones de agua para dispersar a manifestantes musulmanes radicales. Decenas de miles de manifestantes protestaron para exigir la renuncia del gobernador cristiano de la capital, Yakarta, que según ellos había insultado al Corán.

Más No Comment