Última hora

Una docena de creyentes se sumergieron en las aguas heladas del río Sava, en Belgrado, para conmemorar la Epifanía, la fiesta que celebra el bautismo de Jesucristo.

La Iglesia Ortodoxa Serbia (SPC) celebra liturgias y competiciones de natación, en las que los participanes nadan para recuperar la Santa Cruz en ríos y lagos.

Las temperaturas a bajo cero en Serbia no disuadieron a los creyentes. Vestidos como caballeros medievales, se enfrentaron en las orillas del río Sava antes de que sumergirse en el agua helada para recuperar la Santa Cruz.

Más No Comment