Última hora

Leyendo ahora:

Francia: los suburbios, olla a presión desde hace 30 años


Francia

Francia: los suburbios, olla a presión desde hace 30 años

Las barriadas periféricas de París han vivido su segunda noche consecutiva de disturbios con el consiguiente lote de destrucción y violencia. No es un problema nuevo; desde la década de los 90 la chispa salta regularmente en estos barrios marginales donde la falta de perspectivas, el paro y el sentimiento de injusticia forman un cóctel explosivo. Y como cada vez desde hace 12 años, el fantasma de los disturbios de 2005 resurge con fuerza. Ese año, Francia vivió varias semanas de violencia tras la muerte de dos jóvenes de origen africano que escapaban de la policía en Clichy-sous-Bois. Los adolescentes se escondieron en una subestación eléctrica y murieron electrocutados. Diez años después, los policías fueron exculpados por la justicia.

La situación, en los barrios marginales no ha cambiado sustancialmente en los últimos 30 años. Las políticas públicas aplicadas por diferentes gobiernos no han sido suficientes para erradicar un mal más profundo entre los jóvenes de segunda y tercera generación de inmigrantes. Sébastien Roche, sociólogo: “Hay una exigencia de igualdad, es decir, que los problemas que vemos en este momento no son solo problemas con la policía, no se trata solo de un policía que no ha hecho su trabajo, es un problema de ausencia de políticas que busquen la igualdad ante la policía.”

Lo que denuncian estos jóvenes desde hace décadas, además de la discriminación cotidiana, son los controles sistemáticos, que intenta regular el consejo constitucional. “No es normal afirma un joven residente en Clichy-sous-Bois estamos frustrados, Estamos en guerra con la policía. Cuando te esposan y te meten en los coches patrulla te insultan, te tratan de árabe asqueroso, o de negro asqueroso. Se creen que pueden hacer lo que quieran.” “Nos insultan y nos controlan todo el tiempo, añade otro si tuviera otro color de piel, mi vida en este barrio sería mejor.”

Quienes rechazan la violencia, tienen ese mismo sentimiento de impotencia según otro joven: “Los alborotadores profesionales que se dedican a destruir para que se les escuche son los que hacen que tengamos la imagen que tenemos desde hace mucho tiempo, por desgracia.”

Las autoridades francesas temen el efecto contagio en otros suburbios franceses fuera de París, como sucedió en 2005, pero esta vez, en plena campaña presidencial, con un panorama político especialmente sensible y con el país en estado de urgencia por la amenaza terrorista.

En euronews estamos orgullosos de contar con periodistas en todo el mundo listos para presentarles los puntos de vista locales sobre las noticias internacionales. Lea más sobre este tema en la lengua en la que ha sido escrito.

Traducción automática

Bélgica

Stoltenberg pide a Europa que siga aumentando el gasto en defensa