Última hora

Violencia y caos en Venezuela en el día de las elecciones de la Asamblea Nacional Constituyente. La jornada de votación estuvo marcada por un sinfín de enfrentamientos violentos que se saldaron con al menos 14 muertos, además de un centenar de detenciones.


La oposición, que nunca ha dado legitimidad a estos comicios, habla de una participación de menos de 13 por ciento. Desde el Gobierno, por su parte, estas cifras se elevan hasta los ocho millones de personas, lo que supone más de un 41 por ciento del censo.

“El pueblo de Venezuela ha demostrado que cuando nos reta el destino, cuando nos reta la oligarquía apátrida, cuando nos reta el imperialismo, es cuando nosotros hacemos valer la sangre de libertadores que corre por las venas de hombres, mujeres, niños, niñas, jovenes” dijo Nicolás Maduro, presidente de Venezuela.

Está previsto que la polémica Asamblea Nacional Constituyente se ponga en marcha este mismo miércoles. La oposición ya ha anunciado nuevas manifestaciones para ese día.

“Nosotros no reconocemos ese proceso fraudulento. Para nosotros es nulo, no existe. Y vamos a seguir en pie de lucha hasta que aquí se imponga y se restablezca el orden constitucional y se restablezca la democracia”, declaró el líder de la oposición, Henrique Capriles.


La comunidad internacional también se ha posicionado en contra de estas elecciones. Al frente de ella Estados Unidos, que ha tachado lo sucedido de fraude y que alerta de que este proceso supone otro paso hacia la dictadura.



Con la Constituyente en marcha, el Gobierno venezolano podría, por decreto, acabar con la mayoría opositora en el parlamento y crear una nueva constitución. En su primer discurso tras conocerse los resultados el presidente venezolano ya ha anunciado que tomará medidas contra el Parlamento, la Fiscalía, los líderes de la oposición y los medios privados.