Última hora

Revitalizando el eje franco-alemán

Macron quiere refundar la Unión Europea y cuenta con Merkel para sacar su proyecto adelante. Pero la canciller ha salido debilitada de las elecciones.

Leyendo ahora:

Revitalizando el eje franco-alemán

Tamaño de texto Aa Aa

Emmanuel Macron y Angela Merkel encarnan la última edición del eje franco-alemán. El presidente francés tiene clara su misión: refundar la Unión Europea para luchar contra el repliegue nacional. La canciller alemana lo tiene más difícil tras las elecciones. Va a tener que unir bajo un mismo gobierno a cuatro partidos con visiones muy diferentes.

Pero Macron esta convencido de poder contar con ella: “Sé que la respuesta de la canciller no será ni la retirada ni la pusilanimidad”, proclamó durante un discuros en la universidad de la Sorbona. “Como cada vez que su país se enfrenta a un desafío histórico, sabrá manterner la audacia y el sentido de la historia. Y esto es lo que yo le ofrezco”, explicó.

Macron también tiene que hacer frente a problemas domésticos. Principalmente la oposición de la calle a su reforma laboral. Pero en la esfera internacional cuenta con más recursos y también puede encontrar apoyos en el futuro gobierno alemán. “Una de las bazas del presidente Macron es la presencia de los Verdes en la próxima coalición alemana, y tratará de capitalizarla”, afirma Claire Dhéret, analista del “European Policy Centre”. Pero recuerda que para la canciller “será muy complicado lograr el consenso entre los diferentes socios de la coalición, entre los Liberales y los Verdes “.

Los liberales ven, por ejemplo, con malos ojos la idea de crear un superministro y un presupuesto para la eurozona, dos de las propuestas estrella del presidente Macron para relanzar Europa. “Lo que yo propongo es un nuevo partenariado a Alemania”, afirmó Macron durante su discurso. “No estaremos de acuerdo en todo, al menos de inmediato, pero vamos a hablar de todo. A los que dicen que la tarea es imposible, mi respuesta es que se han resignado. Y yo no voy a hacerlo”, concluyó.

El nuevo eje franco-aleman deberá superar la primera prueba este jueves, durante la cena informal que los jefes de estado y de gobierno celebrarán en Tallin para discutir sobre el “brexit”.