Última hora

España y Europa, pendientes de la comparecencia de Puigdemont en el Parlament de Cataluña

Leyendo ahora:

España y Europa, pendientes de la comparecencia de Puigdemont en el Parlament de Cataluña

Tamaño de texto Aa Aa

Europa tiene la vista puesta en el parlamento de Cataluña, donde este martes el presidente de la Generalitat podría declarar unilateralmente la independencia del territorio del Estado español. Carles Puigdemont solicitó comparecer ante la cámara autonómica tras la arrolladora victoria del sí en el polémico referéndum del 1 de octubre, una consulta convocada al margen de la Constitución que estuvo marcada por las duras imágenes de cargas policiales en algunos colegios electorales, las dudas sobre la transparencia en la elaboración de las listas de votantes y en el recuento de votos, y por su escasa participación (en un evento de tanta trascendencia): apenas votaron 4 de cada 10 electores.

En las calles, sentimientos encontrados. Muchos ciudadanos creen que ha llegado el momento de cortar los lazos con el resto de España:

- “No vamos a dar un paso atrás, hemos estado luchando por esto durante 300 años, y por eso no vamos a dar un paso atrás”, afirmaba una ciudadana.

Sin embargo, no todos los catalanes están dispuestos a dejar de ser españoles o ciudadanos de un país miembro de la Unión Europea, tal y como se pudo comprobar en la masiva manifestación del pasado domingo en Barcelona:

- “Creo que España debe seguir unida como es ahora. Entiendo que algunas personas quieran independencia, pero no estoy de acuerdo con la forma en que lo hacen, creo que no es correcto”, replicaba un ciudadano.

Mientras tanto, la tensión se ha disparado. La Asamblea Nacional Catalana (ANC), una de las asociaciones más activas en la lucha por la independencia, ha convocado este martes a sus seguidores frente al Parlament durante la comparecencia de Puigdemont. En un clima de desconfianza creciente entre las fuerzas de seguridad del Estado y los mossos d’Esquadra, la policía autonómica, el Tribunal Superior de Cataluña ha pedido expresamente que sea la policía nacional española la que proteja su sede.