Última hora

Última hora

Rajoy propone destituir a Puigdemont y todo el gobierno catalán

El jefe del gobierno español, Mariano Rajoy, propone cesar al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y a todo el Ejecutivo catalán en aplicación del artículo 155 de la Constitución por el desafío independentista

Leyendo ahora:

Rajoy propone destituir a Puigdemont y todo el gobierno catalán

Tamaño de texto Aa Aa

El jefe del gobierno español, Mariano Rajoy, propone cesar al presidente de la Generalitat, Carles Puigdemont, y a todo el Ejecutivo catalán en aplicación del artículo 155 de la Constitución por el desafío independentista. La decisión se tomará en el Senado, donde se crea una comisión y el viernes que viene se celebrará un pleno para votar. El Partido Popular posee allí mayoría absoluta. En un Consejo de Ministros extraordinario, también se propuso intervenir parcialmente el Parlament y establecer un plazo máximo de seis meses para convocar elecciones autonómicas.

“Yo tengo la impresión después de haber visto cómo se han desarrollado los acontecimientos en las últimas fechas que alguien pueda pensar, sin temor a equivocarse, que diera la sensación de que algunos lo que querían era llegar a esta situación”, aseguró Rajoy. “Es decir, a que se aplicara el artículo 155”.

“Aplicamos el artículo 155 porque ningún Gobierno, insisto ningún Gobierno de ningún país democrático, puede aceptar que se ignore la ley, que se viole la ley, que se cambie la ley y que todo ello se haga pretendiendo imponer sus criterios a los demás”, continuó el presidente español.

“El presidente del Gobierno, si el Senado así lo decide, tendrá que convocar elecciones en un plazo máximo de seis meses”, concretó Rajoy. “Sin embargo, mi voluntad, la mía, es hacerlo tan pronto como recuperemos la normalidad institucional”.

En este proceso en el Senado, Puigdemont será llamado a declarar asimismo la semana que viene antes de la votación. En la Cámara Alta, el Partido Socialista Obrero Español y Ciudadanos dan su apoyo a Rajoy, mientras que Podemos, sus confluencias y el Partido Nacionalista Vasco se oponen.