Última hora

Última hora

Holanda termina por todo lo alto el Gran Premio de Judo de La Haya

En el tercer y último día del Gran Premio de Judo de La Haya, los aficionados más jóvenes acudieron a una clase impartida por el ex campeón del mundo Yarden Gerbi de Israel y por el ex campeón olímpic

Leyendo ahora:

Holanda termina por todo lo alto el Gran Premio de Judo de La Haya

Tamaño de texto Aa Aa

En el tercer y último día del Gran Premio de Judo de La Haya, los aficionados más jóvenes acudieron a una clase impartida por el ex campeón del mundo Yarden Gerbi de Israel y por el ex campeón olímpico Mark Huizinga de Holanda. Después de transmitir sus conocimientos a la nueva generación, Huizinga y Gerbi firmaron autógrafos y posaron en fotos para dar a los niños una experiencia que nunca olvidarán.

Y también hubo medallas para alegría del público local. Tessie Savelkouls fue la mejor judoca del día. Se impuso a la lituana Jablonskyte en la final de más de 78 kilos, derribándola con un ouchi gari antes de sumar un ippon.

TESSIE SAVELKOULS: ‘‘Es muy bonito ganar en casa, por supuesto. Te da energía, pero también te sientes un poco presionada porque quieres hacerlo bien.’‘

Y Guusje Steenhuis también se llevó el oro en la categoría de menos de 78 kilos tras derrotar a su compañera de equipo Marhinde Verkerk en la final. Tras haberse colgado tres metales en el Campeonato Europeo entre los años 2015 y 2017, Steenhuis esta vez recibió su medalla a manos del concejal de La Haya Rabin Baldewsingh, mientras el himno holandés sonaba en el estadio.

Y hubo más triunfos holandeses. En la categoría de más de 100 kilos Roy Meyer fue el mejor judoca del día. Superó al polaco Sarnacki con un Waza ari. En la muerte súbita, Meyer consiguió mantener el control para situar a su rival donde quería y llevarse el punto definitivo del duelo, emocionando al público local. Sin duda, está siendo un buen año para Meyer que también en este 2017 se colgó el metal de bronce en el Campeonato de Europa celebrado en Varsovia.

ROY MEYER: ‘‘Es asombroso, es muy especial hacer esto ante mi público. Cuando salí para mi primera pelea, el público empezó a gritar y sentí que tenía un 200% más de energía. Estaba como volando por los aires, es increíble, es genial.’‘

El ruso Zankishiev se llevó la victoria en la categoría de menos de 100 kilos después de sumar dos waza ari en la final contra el sueco Dvarby. El primero lo obtuvo con un derribo potente y el segundo tras un inteligente Sode Tsuri Komi Goshi, una técnica que se ejecuta agarrando solo las mangas de la chaqueta del rival. Sin duda el judoca ruso dominó claramente, lo que le valió su segunda medalla de oro en un Gran Premio.

Y también se llevó el oro el número 1 del mundo, el serbio Aleksandar Kukolj, después de superar al ruso Magomedov en la final de menos de 90 kilos. A falta de solo 30 segundos para el final, el serbio ejecutó un trabajo de pies inteligente para lograr un waza ari y el triunfo. Es la tercera medalla que se cuelga este año, tras el oro que consiguió en el Campeonato de Europa de Varsovia y el bronce en el Gran Premio de Antalya, Turquía.

La mejor técnica del día se produjo en la categoría de menos de 90 kilos, en el duelo por la medalla de bronce, que una vez más terminó a favor de los locales. Parecía que Jesper Smink estaba destinado a ser derribado, pero consiguió inclinar la balanza a su favor y obtener un Ippon.

RABIN BALDEWSINGH, Concejal de La Haya: ‘‘Debo admitir que es un verdadero honor que la Federación Internacional de Judo nos eligiera para organizar este Gran Premio. Se puede ver el entusiasmo aquí entre el público, pero también en la ciudad. Así que bienvenidos, ha sido fantástico recibiros a todos aquí.”