Última hora

Última hora

Fuego sin control en Portugal y España

Leyendo ahora:

Fuego sin control en Portugal y España

Fuego sin control en Portugal y España
Tamaño de texto Aa Aa

El incendio de Monchique sigue sin control.

El fuego que afecta desde el viernes a la región del Algarve, al sur de Portugal, tardará varios días en ser controlado. Las autoridades se centran ahora en controlar el perímetro para evitar que sigan avanzando las llamas. Se va a reforzar además el número de efectivos que trabajan en la extinción, actualmente 1.450 bomberos, 450 vehículos terrestres y trece aviones.

Según el Primer Ministro, Antonio Costa, "la operación que llevará varios días. El fuego no se borrará en las próximas horas. Las próximas horas serán especialmente adversas por la temperatura, la velocidad del viento y la humedad relativa. Las oportunidades de combate efectivo de las llamas son muy limitadas y se centran en la noche y el amanecer".

El incendio ha calcinado ya cerca de 20.000 hectáreas, además de obligar al desalojo de 181 personas como medida de precaución.

"Tenemos que hacer algo con los eucaliptos", opina uno de los vecinos. Ese es el problema. Es como vivir al lado de un bidón de gasolina. Nadie quiere eso, especialmente con la posibilidad de que esta ola de calor se convierta en algo que podría ser realmente grave. La buena noticia es que gracias a Dios todavía no hemos perdido vidas, pero ya veremos".

En España también se lucha contra las llamas desde hace tres días.

Cerca de 2.600 personas permanecen desalojadas de sus viviendas a causa de un incendio forestal incontrolado que ha quemado ya unas 2.600 hectáreas en varios municipios de la provincia española de Valencia. El más grave, en Llutxent, comenzó el lunes a causa de un rayo. Se extendió hasta el término municipal de Gandía, una localidad costera de gran concentración turística, donde afectó a una veintena de casas.

Las altas temperaturas de estos días y el viento, de hasta 70 kilómetros en las últimas horas, favorecen el avance de las llamas.