La UNESCO declara 5 tradiciones latinoamericanas como patrimonio inmaterial de la humanidad

Access to the comments Comentarios
Por Amaranta Zermeno Jimenez  con AFP, EFE
Artesana Awajún mostrando piezas de cerámica, 14/12, Lima, Perú
Artesana Awajún mostrando piezas de cerámica, 14/12, Lima, Perú   -   Derechos de autor  Fotograma AFP   -  

La riqueza de la cultura latinoamericana ha sido nuevamente reconocida, esta vez, por las tradiciones de 5 países que fueron declaradas patrimonios inmateriales por la UNESCO. Estos nuevos integrantes a la lista representativa del patrimonio cultural inmaterial de la humanidad, recibirán una mayor visibilidad internacional.

Venezuela: Las festividades de San Juan Bautista

Ahora, entre las celebraciones culturales con este reconocimiento, figuran las festividades en honor a San Juan Bautista en Venezuela. Originarias de las comunidades afrovenezolanas esclavizadas en los dominios coloniales españoles del siglo XVIII.

Los "sanjuaneros", que son los adeptos a este ciclo festivo, lo consideran como un símbolo de resistencia cultural y de libertad, así como un medio para evocar la memoria de sus antepasados esclavos.

Perú: La ceramica Awajún

Además de reconocer las diferentes expresiones culturales, la UNESCO también reconoce la riqueza del conocimiento y de la tecnología transmitidos a través de generaciones, lo cual ahora es el caso de los "valores, conocimientos, saberes y prácticas" ancestrales asociados a la alfarería de los indígenas Awajún de la Amazonía peruana.

El arte de crear recipientes de cerámica decorados con formas geométricas inspiradas por elementos de la naturaleza, utilizados en la celebración de rituales y ceremonias.Neli Impi Bermeo, artesana Awajún, explica: 

"Una madre transmite en su elaboración como ella aprendió de su abuela o de su madre. Esta transmisión permite una identidad en el pueblo Awajún, principalmente en las mujeres."

Bolivia: la fiesta grande de Tarija

La Fiesta Grande de Tarija tiene lugar en la ciudad de este mismo nombre, situada al sudeste de Bolivia, y se celebra todos los años en los meses de agosto y septiembre con toda una serie de procesiones religiosas, festivales de música, bailes, competiciones y fuegos artificiales en honor de San Roque.

Vestidos con máscaras e indumentarias vistosas, los que acuden a esos cortejos religiosos interpretan músicas y bailes, mientras que los vecinos ornamentan los templos y calles por donde desfilan los participantes y organizan actividades culturales y deportivas.

Ecuador: "El pasillo"

“El Pasillo” es un género musical y bailable que hizo su aparición en Ecuador en el siglo XIX, en la época de las guerras de independencia sudamericanas, como resultado de una fusión entre diversas músicas indígenas –por ejemplo, el yaraví– y europeas, en particular el vals, el minué y el bolero español.

Para los ecuatorianos, este elemento del patrimonio cultural inmaterial se ha convertido con el correr del tiempo en una forma de expresión colectiva que constituye un signo de su identidad y un vínculo de unión con su patria.

Panamá: Las fiestas del Corpus Christi

Celebración del cuerpo y la sangre de Cristo crucificado, la Fiesta del “Corpus Christi” en Panamá fusiona las celebraciones religiosas de la Iglesia Católica con una serie de festejos y prácticas culturales populares, como representaciones teatrales, músicas, danzas populares y comparsas de gentes disfrazadas con máscaras y vestidos de colores abigarrados.

Los conocimientos y prácticas culturales asociadas a este elemento del patrimonio cultural inmaterial se transmiten mediante la participación directa en la fiesta, y también con la integración de los jóvenes en grupos de danzarines y equipos dedicados a confeccionar máscaras, o a ejecutar tapices coloridos con serrín en el suelo de las calles donde tienen lugar la procesión y las celebraciones.