Ucrania denuncia bombardeos en la evacuación de civiles mientras las tropas rusas avanzan hacia Kiev

Access to the comments Comentarios
Por Lucia Riera Bosqued
Contenedores en llamas tras un bombardeo en Vasylkiv, al suroeste de Kiev, Ucrania, el sábado 12 de marzo de 2022
Contenedores en llamas tras un bombardeo en Vasylkiv, al suroeste de Kiev, Ucrania, el sábado 12 de marzo de 2022   -   Derechos de autor  Felipe Dana/Copyright 2022 The Associated Press. All rights reserved.

Las tropas rusas avanzan hacia Kiev. La inteligencia británica las sitúa a solo 25 kilómetros. La capital ucraniana espera un asedio inminente tras 17 días de guerra y dice estar lista para defenderse.

En un nuevo mensaje a la nación desde sus redes sociales, el presidente Zelenski ha reclamado un alto el fuego para llevar ayuda a los civiles y ha mandado un mensaje de ánimo a sus tropas.

También ha hecho balance de las bajas en el bando ruso: "Nuestras fuerzas armadas están haciendo todo lo posible para privar al enemigo de cualquier deseo de continuar la guerra contra Ucrania. Las pérdidas de las fuerzas rusas son enormes. La dinámica de las pérdidas de los ocupantes en el día 17 es tal que se puede decir que es el mayor golpe al ejército ruso en décadas. En ningún lugar han perdido más que durante estos días. Desde el comienzo de la invasión, el Grupo Táctico del Batallón 31 del enemigo ha perdido capacidad de combate. Los militares rusos se rinden no uno por uno, sino en grupos enteros", ha celebrado Zelensky.

Los ataques continúan en zonas en las que Ucrania ha seguido intentando este sábado evacuar a la población y llevar ayuda a través de "corredores humanitarios".

En el sur, Rusia ha alcanzado varios hospitales en Mykolaiv y ha atacado una mezquita en Mariúpol en la que se habían refugiado 80 civiles, según ha denunciado Ucrania. La ciudad asediada carece de electricidad, agua potable y medicamentos desde hace más de una semana.

Euronews
Mapa del avance de la invasión rusa de UcraniaEuronews

El Ministerio de Defensa ruso ha informado de ataques en Vasylkiv, al sur de Kiev, donde han dañado un depósito de municiones. "En la mañana del 12 de marzo, un arma de largo alcance de alta precisión atacó las instalaciones de infraestructura militar de Ucrania. El aeródromo militar de Vasylkiv y el principal centro de radio e inteligencia electrónica de las Fuerzas Armadas de Ucrania en Brovary quedaron fuera de servicio", ha anunciado Igor Konashenkov, portavoz jefe del Ministerio de Defensa de Rusia.

Moscú advierte de que los convoyes con armas que la OTAN envía a Ucrania "son objetivos legítimos".

Mientras tanto, los esfuerzos diplomáticos continúan, con una nueva conversación entre el presidente ruso Vladímir Putin y sus homólogos francés y alemán.

El presidente estadounidense, Joe Biden, ha insistido en el trabajo conjunto de Estados Unidos con Europa para defender cada rincón de la OTAN, pero tratando de evitar un enfrentamiento directo con Rusia que, dice, "desencadenaría la Tercera Guerra Mundial".