This content is not available in your region

Un puente subvencionado por la UE conectará la costa croata con el resto del país

Access to the comments Comentarios
Por Blanca Castro  & Euronews
El puente de Pelješac.
El puente de Pelješac.   -   Derechos de autor  ELVIS BARUKCIC/AFP   -  

Los croatas de la costa del país esperan con impaciencia la próxima apertura de un puente clave que unirá la región más meridional con el resto del país, un proyecto que se considera histórico.

La proclamación de la independencia de Yugoslavia en 1991 dejó la costa adriática de Croacia cortada en dos por un pequeño tramo perteneciente a Bosnia.

"Sólo ahora nos estamos convirtiendo en parte de Croacia, porque la gente de aquí estaba simplemente aislada y se veía obligada a viajar a través de dos pasos fronterizos para llegar al resto del país", explica Mario Radibratovic, mariscador. 

El puente, de 2.140 metros de longitud, atraviesa el estrecho entre el pueblo de Komarna, en tierra firme, y el de Brijesta, en la península de Pelješac.

El proyecto completo, incluidas las carreteras de acceso, costó 525 millones de euros, de los cuales 357 millones se obtuvieron como subvención de la Unión Europea.

El puente proporcionará un enlace directo por carretera entre la parte más meridional de Croacia y el resto del país, que actualmente está cortado en Neum, donde Bosnia y Herzegovina tiene acceso al mar Adriático.