This content is not available in your region

El Gobierno catalán al borde de la ruptura por el desencuentro entre el independentismo

Access to the comments Comentarios
Por Francisco Fuentes  con AP
Detalle de la manifestación del sábado en conmemoración del 1-O en Barcelona.
Detalle de la manifestación del sábado en conmemoración del 1-O en Barcelona.   -   Derechos de autor  Associated Press/AP   -  

Sentimientos encontrados coincidiendo con la conmemoración del quinto aniversario del referéndum unilateral por la independencia de Cataluña del 1-O, declarado ilegal por el Tribunal Constitucional español. 

Durante las manifestaciones convocadas estos días, tanto los líderes como los simpatizantes de las organizaciones proindependentistas se sienten decepcionados porque los partidos que forman el Gobierno catalán (Esquerra Republicana y Junts per Catalunya) no han cumplido lo que prometieron.

"Tenemos la obligación de defender el mandato del 1-O, hace cinco años defendimos las urnas, nos organizamos clandestinamente para conseguir que no encontrasen ni las urnas, ni las papeletas a la hora de votar, dormimos todo un fin de semana en las escuelas para evitar que las cerrasen para poder votar, y aquello que iniciamos hace cinco años no se ha culminado, y es importante que cada 1-O salgamos a la calle y lo recordemos", explica Oriol.

"Me siento decepcionada por el grupo de Esquerra (Republicana), porque luchamos mucho, porque lo dimos todo. Porque la gente que venimos de la antigua Convergència y que después pasamos a ser Junts, buscábamos otra cosa", añade Maria del Puig.

El expresidente catalán, Carles Puigdemont, principal promotor del referéndum del 1-O, y que desde entonces vive en Bélgica para eludir la acción de la justicia española, reitera su idea.

"El referéndum ya lo hicimos", señaló el sábado en un mensaje dirigido a los militantes y simpatizantes de las organizaciones independentistas.

Una idea contraria a la manifestada por el actual presidente, el republicano Pere Aragonès, actualmente más partidario de explorar una vía hacia la independencia a la canadiense.

Las emociones están a flor de piel y la ruptura entre los partidos que forman la coalición del Gobierno catalán puede ser cuestion de días o de semanas.

Fuentes adicionales • AFP/EFE