This content is not available in your region

Argentina se despide de Hebe de Bonafini, fundadora de Madres de Plaza de Mayo

Access to the comments Comentarios
Por Amaranta Zermeno Jimenez  con AP, AFP
Personas y miembros de las agrupaciones de Madres de Plaza de Mayo de derechos humanos y H.I.J.O.S pasan por delante de la Pirámide de Mayo en Buenos Aires, Argentina
Personas y miembros de las agrupaciones de Madres de Plaza de Mayo de derechos humanos y H.I.J.O.S pasan por delante de la Pirámide de Mayo en Buenos Aires, Argentina   -   Derechos de autor  Gustavo Garello/Copyright 2022 The AP. All rights reserved

Un homenaje, y una despedida. Hijos e hijas de los desaparecidos durante la dictadura argentina (1976-1983) se reunieron para honrar y agradecer a la fundadora y presidenta de Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini, que falleció este domingo.

"Ella nos deja un gran legado. La echaremos mucho de menos. Siempre veníamos aquí los jueves para acompañar a las madres en las rondas. Para nosotras, su palabra era muy importante", dice una de las integrantes de la marcha. 

El grupo caminó alrededor de la pirámide de la plaza, así como lo hacían las Madres desde los días de "la guerra sucia" cuando reclamaban noticias sobre sus hijos desaparecidos.

La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner -expresidenta con estrechos vínculos con de Bonafini- publicó un tuit en el que la calificaba de "símbolo mundial de la lucha por los derechos humanos, orgullo de Argentina".

"Ella nos enseñó a no bajar la cabeza y a no llorar frente al enemigo. Que nos vieran fuertes, aunque las lágrimas se nos cayeran por la boca. Teníamos que salir a la calle con la cabeza alta, orgullosas de los hijos que teníamos, de nuestros hijos secuestrados", recuerda Carmen Ramiro de Guede, miembro de la Asociación Madres de Plaza de Mayo y amiga de Hebe de Bonafini. 

Madre y defensora de los Derechos Humanos

Hebe María Pastor de Bonafinise convirtió en defensora de los derechos humanos cuando sus dos hijos fueron detenidos y desaparecidos bajo la dictadura militar argentina.

 Fue una de las fundadoras de la Asociación de Madres de Plaza de Mayo en mayo de 1977, dos años después de que los militares tomaran el poder e iniciaran una brutal represión contra los sospechosos de ser de izquierdas.

Se convirtió en presidenta de la asociación dos años después y dirigió la más radical de las dos facciones de la organización hasta su muerte.

En un principio, las Madres exigieron la devolución de sus hijos con vida y, posteriormente, el castigo de los militares responsables de su captura y asesinato, sin que se supiera públicamente su destino.

Controvertida, con seguidores y también detractores, de Bonafini fue ampliamente galardonada por sus campañas de derechos humanos, y un símbolo de la lucha en Argentina.