Escuelas en Francia optan por el ahorro para combatir la crisis energética

Access to the comments Comentarios
Por Amaranta Zermeno Jimenez  con AFP
Gracias a los termostatos instalados en los radiadores, la calefacción ya no supera los 19°C
Gracias a los termostatos instalados en los radiadores, la calefacción ya no supera los 19°C   -   Derechos de autor  AFP

Mientras Francia sufre la crisis energética y la subida de las facturas, se pide a los colegios que ahorren.

Este instituto de Bruz (Bretaña) ha aceptado el reto y ha iniciado una auténtica caza de kilovatios. Para ayudar a las escuelas, las autoridades regionales han puesto a su disposición agentes para supervisar al personal de mantenimiento.

Entre las prioridades identificadas: el control de la temperatura... gracias a los termostatos instalados en los radiadores, la calefacción ya no supera los 19°C

"19 grados en las salas donde se sienta la gente, donde se trabaja, porque la sensación de frío se siente mucho más rápidamente, y 16 grados en todas las zonas comunes, los baños, los lugares donde la gente se mueve y donde permanece muy poco", explica Guillaume Talon, agente regional de supervisión del personal de mantenimiento.

Se han tomado otras medidas, como el apagado de varios relojes, para un ahorro de 800 euros al año, o la modificación del tiempo de la iluminación, que ahora se apaga más temprano.

También se han nombrado ecodelegados, para que expliquen estos cambios a sus compañeros

"Algunos se quejan porque hace frío, pero la mayoría lo aceptan y entienden su economía", dice la eco-delegada Louise Chauvel. 

En 2021, la factura energética de los 115 institutos públicos de Bretaña fue de 14,5 millones de euros, de los cuales ocho corresponden a la calefacción. En 2022, el coste adicional se estima en 28 millones de euros

La región se ha marcado como objetivo conseguir un ahorro energético de entre el 15% y el 20% en los distintos establecimientos.