This content is not available in your region

El Tribunal General de la UE confirma la prohibición del canal de propaganda ruso Russia Today

Access to the comments Comentarios
Por Euronews en español
El Tribunal General de la UE confirma la prohibición de Russia Today
El Tribunal General de la UE confirma la prohibición de Russia Today   -   Derechos de autor  Pavel Golovkin/AP   -  

"El Tribunal anuncia que el recurso ha sido rechazado". Con estas palabras, el Tribunal General de la Unión Europea confirmaba la prohibición del canal de propaganda ruso Russia Today. Los jueces consideraban que la decisión del bloque el pasado mes de marzo de silenciar RT estaba justificada, y que no pone en peligro la libertad de prensa.

El Tribunal añade que debido a la "extrema urgencia por la guerra", la rápida introducción de la prohibición no infringió el derecho del canal a ser visto.

En efecto, el pasado mes de marzo el Consejo Europeo decidía prohibir tanto Russia Today como Sputnik, poco después de la invasión rusa de Ucrania. El Consejo aseguraba que Moscú estaba utilizando esos canales para justificar y apoyar su agresión contra Ucrania y para atacar a la sociedad en Europa, siempre bajo el control directo de los dirigentes rusos.

La rama francesa del canal, RT France, impugnó entonces la decisión al defender que el Consejo no tenía competencia, y que la prohibición violaba la libertad de expresión.

Armas de "guerra híbrida"

Para la eurodiputada francesa Nathalie Loiseau, RT y Sputnik forman parte de la maquinaria de guerra de Putin y suponen un peligro para los europeos.

"Soy una firme defensora de la libertad de expresión y de la libertad de los medios de comunicación", asegura la eurodiputada de Renew Europe, "pero Russia Today y Sputnik no son medios de comunicación. Son armas de guerra hibrida. Y no soy yo quien lo dice: el director general de RT repitió una y otra vez que dirigía una herramienta de guerra contra las democracias. Y nosotros queremos proteger nuestras democracias".

Dmitry Peskov, portavoz de Vladímir Putin, denunció entonces la sentencia diciendo que era un ataque a la libertad de expresión y a la libertad de prensa. Peskov también advirtió de que, a modo de represalia, Rusia podría obstaculizar el trabajo de los medios de comunicación occidentales en su territorio.