This content is not available in your region

Las exportaciones ucranianas de grano flaquean tras el acuerdo de prórroga con Rusia

Ukrainian farmers turn to UN-supplied grain sleeves to save their business
Ukrainian farmers turn to UN-supplied grain sleeves to save their business   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2022
Por Reuters

Por Jonathan Spicer y Ali Kucukgocmen

ESTAMBUL, 24 nov – Las exportaciones ucranianas de grano han comenzado con lentitud tras la prórroga de un acuerdo negociado por la ONU la semana pasada para ayudar a aliviar el hambre en el mundo, y un enviado ucraniano achaca parte de la culpa a la reticencia de Rusia a acelerar las inspecciones de los barcos.

Desde que el acuerdo se prorrogó más allá del 19 de noviembre, no han salido más de cinco barcos al día de Ucrania, según datos de la ONU, lo que supone una reducción respecto a semanas y meses anteriores, en los que cada día salían hasta 10 buques.

Una portavoz de la ONU, Ismini Palla, dijo que el flujo de buques se ha visto afectado por la incertidumbre anterior sobre la ampliación del acuerdo, las malas condiciones meteorológicas de Estambul para las inspecciones y la rotación de nuevo personal e inspectores en el Centro de Coordinación Conjunta (JCC, por sus siglas en inglés).

El acuerdo entre Moscú y Kiev, que también contó con la mediación de Ankara, desbloqueó las exportaciones que estaban paralizadas en los puertos ucranianos del mar Negro tras la invasión rusa.

Comenzó en julio y se prorrogó la semana pasada hasta marzo, aliviando los precios mundiales de los alimentos.

Hasta ahora se han exportado casi 12 millones de toneladas de cereales y productos alimenticios a bordo de 491 viajes de salida. Sin embargo, los movimientos se han ralentizado este mes, en parte debido a la incertidumbre entre cargadores y aseguradoras sobre el hecho de que Rusia acepte prorrogar el acuerdo.

Un total de 27 buques partieron de Ucrania en los siete días transcurridos hasta el 23 de noviembre, frente a los 36 de la semana anterior y los 38 entre el 27 de octubre y el 2 de noviembre. Solo ocho partieron entre el 3 y el 9 de noviembre, justo después de que Rusia suspendiera brevemente su participación en el acuerdo, frenando los viajes a Ucrania.

Las inspecciones de los equipos cuatripartitos de todos los buques que salen y entran también se han ralentizado en las últimas semanas, y se han reducido considerablemente con respecto al par de días en que solo trabajaban responsables de la ONU y de Turquía durante la suspensión de Rusia.

Unos 112 buques esperan ser controlados en aguas de Estambul, entre ellos algunos que llevan más de un mes fondeados, según informó el miércoles el JCC cuatripartito, que añadió que estaba estudiando la forma de intensificar las inspecciones con éxito.

MEJORA DE LOSCONTROLES

Vasil Bodnar, embajador de Ucrania en Turquía, dijo que la ralentización se debía a la incertidumbre de la semana pasada sobre la renovación del acuerdo y también a la negativa de Rusia a acelerar las inspecciones y aumentar el número de equipos de los tres actuales.

“Una cuestión principal es que los rusos están ralentizando los controles, probablemente con intención”, dijo a Reuters.

“Si los rusos estuvieran dispuestos a cooperar, podríamos mejorar las inspecciones y aumentar el número. Depende de ellos”.

Ucrania y Rusia son los principales exportadores mundiales de grano. Acordaron que los equipos comprobarían los buques para asegurarse de que no hay personas o mercancías prohibidas que lleguen o salgan de los puertos ucranianos.

En los siete días transcurridos hasta el 23 de noviembre se realizaron entre cero y seis inspecciones diarias, frente a las cinco u ocho de la semana anterior y las once de la anterior.

Las inclemencias del tiempo interrumpieron algunas inspecciones la semana pasada, según el JCC. Palla, la portavoz de la ONU para la Iniciativa de Granos del Mar Negro en Estambul, dijo que tres equipos de inspección han operado en las últimas dos semanas.

“El JCC continúa sus discusiones sobre cómo ajustar su planificación de inspección para el invierno y desplegar una capacidad suficiente”, dijo. “Instamos a todas las partes a que se esfuercen al máximo para acordar un camino sostenible y viable”.