Última hora

Última hora

El controvertido proyecto de ley para endurecer las penas a criminales reincidentes fue debatido ayer en el Parlamento francés.

Leyendo ahora:

El controvertido proyecto de ley para endurecer las penas a criminales reincidentes fue debatido ayer en el Parlamento francés.

El controvertido proyecto de ley para endurecer las penas a criminales reincidentes fue debatido ayer en el Parlamento francés.
Tamaño de texto Aa Aa

La reforma penal fue aprobada el pasado 6 de julio por el Senado. La promotora de la iniciativa es la ministra de justicia, Rachida Dati, quien dijo que “quiere para su país una justicia serena, clara, comprensible y de igual acceso para todos”.

El proyecto de ley prevé el endurecimiento de las penas a los criminales reincidentes, incluso entre los reincidentes entre 16 y 18 años. Ha sido duramente criticado por varios sectores.

Noel Mamere, diputado ecologista, calificó la ley como “peligrosa e inútil” porque criminalizará a una parte de los jóvenes y aumentará el número de prisioneros en las cárceles que, según dijo, ya están superpobladas.

Pero Rachida Dati, una mujer carismática de origen magrebí, está convencida de todo lo contrario y pretende seguir adelante con un proyecto que, según ella, traerá menos criminalidad y menos reclusos a Francia.

Además, cuenta con el total respaldo del presidente francés, Nicolás Sarkozy, que dijo de ella que es el “símbolo de la Francia de nuestro tiempo”, algo que no todos comprenden, como explica la senadora socialista Bariza Khari. De Dati dice que está en el punto de mira de los que todavía ven a los inmigrantes como analfabetos y no como senadores o ministros. Otros, dice, la consideran una traidora por ser de derechas.

Casualidades de la vida, la propuesta de Dati se ha debatido el mismo día en que su hermano comparecía ante el tribunal de apelación en un caso de narcotráfico, por el que ya fue condenado en febrero a seis meses de prisión. Sobre los problemas de su hermano con la justicia, la ministra se limitó a decir que “en todas las familias hay momentos difíciles, historias difícile y etapas difíciles”.