Última hora
euronews_icons_loading
La pandemia no frena una de las principales tradiciones búlgaras

Es una fiesta considerada por la Unesco Patrimonio Cultural Inmaterial y, durante su celebración, los locales del este de Bulgaria se ponen máscaras y encienden hogares para ahuyentar a los malos espíritus y traer salud y buenas cosechas. Ocurre cada año el 13 de enero y en este 2021, las autoridades han permitido el ritual denominado 'Surva' o 'Surova', pero adoptando medidas para evitar la expansión del coronavirus.