Última hora
euronews_icons_loading
Muere una manifestante, mientras las protestan aumentan en Birmania

Se intensifican las protestas en Birmania por la retención continuada de Aung San Suu Kyi. La muerte de una joven birmana herida de un disparo en la cabeza con un subfusil tipo Uzi durante una protesta ha avivado el descontento general. Mya Thwe Thwe Khine, de 20 años de edad, se encontraba en un estado de salud crítico en un hospital de Naipyidó, capital de Birmania.

La joven ha fallecido después de que se le retirase la asistencia vital con autorización familiar, tal y como ha informado su médico a la organización Human Right Watch (HRW).

Se trata de la primera muerte de un manifestante por violencia por parte de las fuerzas de seguridad. Según el Ejército birmano, solo se recurrieron a armas no letales en la protesta en que la joven resultó herida.

"Los incidentes que provocaron su muerte y las acusaciones de que la policía de Birmania utilizó munición real deben ser investigados. Sobre todo, debería haber una fuerte condena internacional y duras consecuencias contra la Junta militar birmana", asegura Manny Maung, investigadora de HRW en su cuenta de Twitter.