Última hora
This content is not available in your region

El Banco de Inglaterra anticipa un mayor crecimiento y frena la compra de bonos

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
El Banco de Inglaterra anticipa un mayor crecimiento y frena la compra de bonos
El Banco de Inglaterra anticipa un mayor crecimiento y frena la compra de bonos   -   Derechos de autor  (c) Copyright Thomson Reuters 2021. Click For Restrictions - https://agency.reuters.com/en/copyright.html
Tamaño de texto Aa Aa

Por David Milliken y Andy Bruce

LONDRES (Reuters) – El Banco de Inglaterra dijo que el crecimiento de la economía británica este año sería el mayor desde la Segunda Guerra Mundial y redujo el ritmo de su programa de compra de bonos de un billón de dólares, pero hizo énfasis en que no revertirá su estímulo.

El gobernador Andrew Bailey acogió con satisfacción la perspectiva de una recuperación más rápida que lo anteriormente previsto, mientras el país avanza en la vacunación contra el coronavirus y disminuye el desempleo.

Pero también dijo que todavía hay una gran brecha en comparación con la economía de antes de la pandemia.

“No nos dejemos llevar”, dijo Bailey sobre las mejores perspectivas. “Nos lleva para fines de este año al nivel de producción que teníamos esencialmente a fines de 2019, antes del COVID“.

El Banco de Inglaterra elevó su pronóstico para el crecimiento económico británico en 2021 al 7,25% desde la estimación de febrero del 5,0%.

El crecimiento anual más rápido desde 1941, cuando Gran Bretaña se estaba rearmando, ocurriría después de que la producción se desplomó un 9,8% en 2020, la mayor caída en más de 300 años.

Además de las vacunas, el alza de las perspectivas de crecimiento reflejó un impacto menor de lo temido del tercer confinamiento por el coronavirus que comenzó en enero, un mayor gasto público y recortes de impuestos anunciados en marzo.

Se espera que la economía vuelva a su tamaño anterior a la pandemia en el último trimestre de 2021, tres meses antes de lo que se había previsto, dijo el BoE, que, sin embargo, redujo su previsión de crecimiento para 2022 a un 5,75% desde su estimación anterior de un 7,25%.

Con la economía en camino de recuperación, el Banco de Inglaterra dijo que reduciría la cantidad de bonos que compra cada semana a 3.400 millones de libras (4.700 millones de dólares), frente a los 4.400 millones de libras actuales.

“Esta decisión operativa no debe interpretarse como un cambio del sesgo de la política monetaria”, dijo.

Hasta ahora, la mayoría de los bancos centrales de los países ricos han subrayado que no tienen prisa por reducir el enorme apoyo económico prestado por la pandemia.

Pero el Banco de Canadá dijo el mes pasado que podría comenzar a subir las tasas a fines de 2022 y reducir la compra de bonos.

“Si bien el Banco de Inglaterra es claramente más positivo sobre la economía del Reino Unido a corto plazo, el Comité de Política Monetaria también tiene incertidumbres significativas sobre las perspectivas de largo plazo y aparentemente no tiene prisa por endurecer la política monetaria”, dijo Howard Archer, un economista de EY Item Club.

El banco central mantuvo su tasa de interés de referencia en un mínimo histórico de 0,1% y el tamaño total de su programa de compra de bonos sin cambios en 895.000 millones de libras, como esperaban economistas encuestados por Reuters.

El economista jefe del Banco de Inglaterra, Andy Haldane, quien advirtió sobre los riesgos de inflación, emitió un voto solitario en favor de reducir el esquema de compra de bonos en 50.000 millones de libras. Haldane dejará el banco en junio.

(Reporte de la oficina del Reino Unido; Editado en español por Javier López de Lérida)