euronews_icons_loading
Lucha sin cuartel contra el fuego para salvar las emblemáticas secuoyas de California

Cientos de bomberos luchan sin descanso contra el incendio Windy para proteger las impresionantes y famosas secuoyas gigantes de California, Estados Unidos.

Estos árboles están adaptados a los incendios y suelen soportar muchos de ellos a lo largo de su vida, pero los incendios más largos, cálidos y agresivos pueden acabar dañándolos, a veces de forma irreparable, y en California se han producido recientemente varias temporadas de incendios graves de manera muy seguida.

Las autoridades recuerdan que Windy ha carbonizado ya 10.000 hectáreas, adentrándose en las arboledas de Peyrone Sequoia y en la arboleda Red Hill. En Long Meadow, las llamas se habrían extendido hasta la parte más alta de al menos uno de estos emblemáticos árboles.

Hay que recordar que los incendios forestales que se extienden a las copas de los árboles, especialmente de los árboles muy altos, pueden avanzar rápidamente por el bosque, ya que las copas de estos explotan arrojando brasas sobre una amplia zona por debajo de ellos.

Más al norte, el fuego sigue amenazando al famoso Bosque de los Gigantes, donde se encuentra el General Sherman, el árbol más grande del mundo por su volumen, y de 83 metros de altura.

El General Sherman, que según el Servicio de Parques Nacionales tiene 2.200 años, fue envuelto en mantas de papel de aluminio a prueba de incendios la semana pasada, y en principio se espera que pueda sobrevivir una vez más a las llamas.