This content is not available in your region

El G7 advierte a Rusia de las "enormes consecuencias" de un ataque a Ucrania

Access to the comments Comentarios
Por Reuters
El G7 advierte a Rusia de las "enormes consecuencias" de un ataque a Ucrania: declaración final
El G7 advierte a Rusia de las "enormes consecuencias" de un ataque a Ucrania: declaración final   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021

LIVERPOOL, INGLATERRA, 12 dic -Los ministros de Asuntos Exteriores del Grupo de los Siete países más desarrollados advirtieron el domingo de las “enormes consecuencias” que tendría para Rusia una agresión militar contra Ucrania.

La declaración confirmó una versión preliminar de la que informó anteriormente Reuters.

“Rusia no debe tener ninguna duda de que una nueva agresión militar contra Ucrania tendría consecuencias enormes y un grave costo como respuesta”, dijo la declaración.

Los servicios de inteligencia de Estados Unidos estiman que Rusia podría estar planeando una ofensiva en varios frentes contra Ucrania ya el año que viene, con la participación de hasta 175.000 soldados.

El Kremlin niega que tenga planes de invasión y dice que Occidente está atenazado por la rusofobia. Moscú dice que la expansión de la OTAN amenaza a Rusia y que ha contravenido las garantías que le fueron dadas cuando la Unión Soviética se derrumbó en 1991.

En una reunión celebrada en la ciudad de Liverpool, al norte de Inglaterra, los delegados del G7 se mostraron unidos en su condena a la expansión militar de Rusia cerca de Ucrania y pidieron a Moscú que redujera la tensión.

“Reafirmamos nuestro compromiso inquebrantable con la soberanía y la integridad territorial de Ucrania, así como el derecho de cualquier Estado soberano a determinar su propio futuro”, dijo el grupo en la declaración.

Un comunicado emitido por la embajada rusa en Londres el sábado por la noche, antes de que se informara del documento conjunto del G7, decía que el uso frecuente por parte de Reino Unido de la frase “agresión rusa” durante la reunión de Liverpool era engañoso y estaba diseñado para crear una causa en torno al G7.

“Rusia ha hecho numerosas ofertas a la OTAN sobre formas de disminuir las tensiones. El foro del G7 podría ser una oportunidad para discutirlas, pero hasta ahora no oímos más que eslóganes agresivos”, señaló el comunicado de la embajada.

LÍNEAROJA

Para Moscú, el creciente abrazo de la OTAN a una antigua república soviética vecina y la posibilidad de que los misiles de la alianza en Ucrania apunten contra Rusia es una “línea roja” que no permitirá que se cruce.

Putin ha exigido garantías de seguridad jurídicamente vinculantes de que la OTAN no se expandirá más hacia el este ni colocará sus armas cerca del territorio ruso; Washington ha dicho en repetidas ocasiones que ningún país puede vetar las esperanzas de Ucrania en la OTAN.

En 2014, Rusia arrebató a Ucrania la península de Crimea en el Mar Negro, lo que llevó a Occidente a imponer sanciones a Moscú.

El Kremlin informó el domingo que Putin dijo al presidente de Estados Unidos, Joe Biden, que las tropas rusas no representaban ninguna amenaza y que se estaba demonizando a Moscú por mover tropas en su propio territorio. Putin y Biden han acordado mantener más conversaciones, según Moscú.

El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, dijo que había diferencias conceptuales muy serias entre Rusia y Estados Unidos sobre las “líneas rojas” de Moscú.

El G7 está formado por Reino Unido, Francia, Alemania, Italia, Japón, Canadá y Estados Unidos, además de un representante de la Unión Europea.

“Hacemos un llamado a Rusia para que reduzca la tensión, busque vías diplomáticas y cumpla sus compromisos internacionales sobre la transparencia de las actividades militares”, dijo el G7.