Más fondos para la educación global y la lucha contra la desigualdad

Access to the comments Comentarios
Por Euronews  con AP
El primer ministro Shahbaz Sharif y el secretario general de la ONU, Antonio Guterres interactúan con niños en una escuela en Jaffarabad, Pakistán, el sábado 10 de septiembre.
El primer ministro Shahbaz Sharif y el secretario general de la ONU, Antonio Guterres interactúan con niños en una escuela en Jaffarabad, Pakistán, el sábado 10 de septiembre.   -   Derechos de autor  AP/Copyright 2022 The Associated Press. All rights reserved.   -  

El acceso a la escuela como esperanza de "resurgir de las cenizas" para los niños desplazados y traumatizados por las guerras. Ese es el mensaje de la cumbre de la ONU sobre educación que finaliza este lunes.

Naciones Unidas, junto a varias entidades, presentó este sábado un nuevo mecanismo financiero para apoyar la educación de los niños más vulnerables del mundo, con una dotación inicial de 2.000 millones de dólares y la expectativa de aportar hasta 10.000 millones de dólares para 2030.

"El mecanismo tiene como objetivo conseguir financiación para los países de ingresos bajos y medios que albergan a la mitad de los niños del mundo y a la mayoría de los niños desplazados y refugiados. Esto no es un nuevo fondo, sino un mecanismo para aumentar los recursos disponibles para que los bancos multilaterales proporcionen financiación para la educación a bajo coste", ha explicado el Secretario General de la ONU António Guterres.

Gordon Brown, Enviado Especial para la Educación Global ha añadido que "el mecanismo se basa en las garantías que han dado los países ricos a los países que quieren invertir en educación para el futuro".

Según la ONU, el Mecanismo Internacional de Financiación de la Educación servirá para responder a la actual crisis educativa y a las crecientes desigualdades en materia de educación, que se han visto agravadas por una combinación de pandemia, cambio climático y conflictos.

El proyecto, que lleva años gestándose, utiliza una combinación de subvenciones de donantes y garantías estatales para generar fondos que puedan destinarse a proyectos educativos.

La ONU señala que el mecanismo permitirá multiplicar por siete cada dólar invertido en comparación con la ayuda tradicional.