EventsEventos
Loader

Find Us

InstagramFlipboardLinkedin
Apple storeGoogle Play store
PUBLICIDAD

El BID comienza a revisar informe sobre supuesta relación del jefe del banco con empleada: fuente

El BID comienza a revisar informe sobre supuesta relación del jefe del banco con empleada: fuente
El BID comienza a revisar informe sobre supuesta relación del jefe del banco con empleada: fuente Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Por Reuters
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Por Andrea Shalal y Cassandra Garrison

WASHINGTON/CIUDAD DE MÉXICO, 19 sep - El directorio del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) comenzó el lunes a revisar un informe independiente sobre las denuncias de que el jefe del banco, Mauricio Claver-Carone, tuvo una relación íntima con una empleada y usó indebidamente los fondos del BID, dijo a Reuters una fuente familiarizada con el asunto.

El principal banco de desarrollo de América Latina, con sede en Washington, contrató al bufete de abogados Davis Polk para que investigue las acusaciones tras celebrar varias reuniones sobre el asunto en abril.

Los miembros de la junta directiva recibieron el informe preparado por Davis Polk el lunes y se reunieron más tarde en el día para revisarlo, dijo la fuente, que no estaba autorizada a hablar públicamente.

Las conclusiones del informe no estaban disponibles de inmediato.

Claver-Carone negó en abril las acusaciones y dijo que era el objetivo de una "campaña mediática política anónima".

Claver-Carone, quien se encontraba el lunes en Nueva York para asistir a reuniones paralelas a la Asamblea General de las Naciones Unidas, no pudo ser localizado inmediatamente para que hiciera comentarios.

Un funcionario del BID que trabaja estrechamente con él dijo a Reuters que Claver-Carone no ha recibido ni visto una copia del informe, a pesar de las reiteradas peticiones de sus abogados.

Claver-Carone se reunió con los investigadores del bufete de abogados en dos ocasiones, la primera de las cuales duró más de cinco horas, dijo el funcionario del BID, que declinó ser nombrado.

Las normas éticas y el código de conducta del banco exigen que los empleados o el personal dispongan de 15 días hábiles para revisar y responder a cualquier error de hecho percibido antes de que se finalice un informe sobre presuntas irregularidades, dijo el funcionario.

Reuters informó en abril que el denunciante había enviado un correo electrónico anónimo a la junta directiva y al encargado de ética del banco, acusando a Claver-Carone, un exfuncionario del gobierno de Donald Trump, de llevar a cabo una relación con un estratega de alto nivel que le reportaba, y de hacer mal uso de los fondos del BID.

Reuters ha visto el correo electrónico, que pedía una "investigación exhaustiva, transparente e independiente". Reuters no ha podido confirmar las afirmaciones sobre la supuesta relación, que, de verificarse, parecería ir en contra de las normas del banco.

Estados Unidos, el mayor accionista del banco, "se toma muy en serio todas las denuncias de ética en las instituciones financieras internacionales (IFI), y apoyamos firmemente la protección de los denunciantes", dijo un portavoz del Departamento del Tesoro estadounidense. "También apoyamos un proceso rápido y justo para evaluar dichas denuncias".

Una fuente familiarizada con el asunto dijo que pasarían "semanas, no días" antes de cualquier decisión sobre el futuro de Claver-Carone.

Claver-Carone, de línea dura contra Cuba, enfrentó una fuerte reacción antes de su elección a la presidencia del BID en 2020 por parte de algunos estados miembros, incluidos Argentina y México, que se molestaron por romper la tradición del banco desde 1959 de tener un presidente de un país latinoamericano.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Las fuerzas de seguridad tratan de restablecer la calma en Nueva Caledonia

NO COMMENT: Obras de arte inspiradas en la fe y la superstición hechas con arena

Netanyahu tacha de "nuevo antisemitismo" el anuncio de una orden de detención de la CPI