EventsEventosPodcasts
Loader
Encuéntranos
PUBLICIDAD

Francia, España y Portugal acuerdan construir un gasoducto Barcelona-Marsella

Francia, España y Portugal acuerdan construir un gasoducto Barcelona-Marsella
Francia, España y Portugal acuerdan construir un gasoducto Barcelona-Marsella Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Por Reuters
Publicado Ultima actualización
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Por Emma Pinedo y Belén Carreño

MADRID/BRUSELAS, 20 oct - España, Portugal y Francia anunciaron el jueves que construirán un gasoducto marítimo para transportar hidrógeno y gas entre Barcelona y Marsella, sustituyendo los planes de extender el llamado gasoducto MidCat a través de los Pirineos a los que se oponía Francia.

La ruta, bautizada como BarMar, se utilizará principalmente para bombear hidrógeno verde y otros gases renovables, pero también permitirá temporalmente el transporte de una "cantidad limitada" de gas natural para ayudar a aliviar la crisis energética de Europa, dijo el primer ministro portugués Antonio Costa.

Europa está buscando fuentes de suministro energético alternativas ante la presión de Rusia, que ha reducido progresivamente los flujos de gas tras las sanciones impuestas por Occidente en respuesta a su invasión de Ucrania a finales de febrero.

El gasoducto "es una respuesta a las llamadas de solidaridad de nuestros socios europeos ante el chantaje de (el presidente ruso Vladimir) Putin", dijo a los periodistas en Bruselas el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez, donde los tres líderes se reunieron el jueves.

El presidente francés, Emmanuel Macron, dijo que es "imperativo que Europa permanezca unida".

El BarMar resuelve un enfrentamiento entre España y Portugal, que querían ampliar el gasoducto MidCat para poder vender gas al centro de Europa, y Francia, que argumentaba que el gasoducto tardaría demasiado en construirse para resolver los problemas de suministro a corto plazo.

"Es una buena noticia, se ha superado uno de los bloqueos más antiguos de Europa", dijo Costa.

España y Francia también acordaron acelerar una interconexión eléctrica a través del golfo de Vizcaya e identificar y trabajar en otras conexiones entre las dos redes nacionales, según un comunicado conjunto.

Los líderes de los tres países acordaron volver a reunirse en Alicante (España) el 9 de diciembre para decidir un calendario de construcción y cómo se financiará.

En medio de la resistencia de Francia, España e Italia habían abordado previamente la idea de construir un gasoducto submarino entre ambos países.

Mientras tanto, España presionó a Francia para que aceptara el proyecto MidCat, que habría requerido la construcción de 100 km de tubería hasta la frontera francesa.

España había argumentado que la ampliación del gasoducto podría completarse en menos de un año, mientras que Francia dijo que esperaba que la construcción tardara varios años.

España acaparó el 20% de los anuncios de inversión mundial en hidrógeno verde en el primer trimestre de 2022, sólo por detrás de Estados Unidos, según la consultora Wood Mackenzie.

Iberdrola, que está construyendo la mayor planta de hidrógeno verde de Europa en Puertollano, en el centro de España, declinó hacer comentarios sobre el anuncio del gasoducto.

Entre las empresas españolas que están desarrollando el hidrógeno verde se encuentra el grupo petrolero y gasista Cepsa, que gastará entre 7.000 y 8.000 millones de euros (entre 7.800 y 8.900 millones de dólares) en cambiar su negocio hacia fuentes de energía bajas en carbono para 2030.

El consejero delegado de Cepsa, Maarten Wetselsaar, dijo a Reuters que el acuerdo pone a España en el centro del plan europeo de diversificación de la energía rusa. "España, y Cepsa, pueden convertirse en actores centrales en el futuro mercado del hidrógeno de la UE, proporcionando transición energética y seguridad energética al mismo tiempo", dijo.

En cuanto al gas natural, España cuenta con seis terminales que le permiten traer gas natural licuado y convertirlo en su forma gaseosa, y tres instalaciones de almacenamiento, mientras que Portugal tiene una.

Todas ellas están casi a plena capacidad, ya que la demanda de gas de los consumidores de la península ibérica ha sido menor de lo previsto debido a un otoño inusualmente cálido.

España tiene la mayor capacidad de regasificación de la Unión Europea, con un 33% de todo el GNL y un 44% de la capacidad de almacenamiento de GNL. Estados Unidos y Nigeria están entre los principales proveedores de GNL a España, que también recibe gas canalizado de Argelia

Los precios del gas en la península ibérica cayeron a su nivel más bajo en casi seis meses porque las terminales de almacenamiento están llenas y no tienen la infraestructura de gasoductos para enviarlo a otras partes de Europa central donde hay demanda.

Países como Alemania, históricamente más expuestos a las importaciones rusas, buscan múltiples soluciones para tapar el agujero que ha dejado la decisión de Rusia de limitar el suministro.

Alemania recibió el jueves las primeras entregas directas de gas de Francia a través de un gasoducto en el marco de un acuerdo destinado a ayudar a ambos países a hacer frente a los actuales problemas de suministro energético, según informó el operador de la red francesa GRTgaz.

Francia, que está menos expuesta a las importaciones rusas que su vecino del este, ya que la mayor parte de sus necesidades se cubren con Noruega y mediante entregas de GNL, entregará al principio 31 gigavatios-hora al día, utilizando un gasoducto en la región del Mosela, dijo GRTgaz.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

Los médicos de Rumanía instan a los ciudadanos a quedarse en casa por las temperaturas extremas

El festival de un pequeño pueblo alicantino, trampolín de las grandes estrellas.

NO COMMENT: Barbacoas en lanchas neumáticas y vuvuzelas, así es la fiesta serbia de 'Feliz Descenso'