This content is not available in your region

RESUMEN-Autoridades Fed dicen se acerca reducción compra bonos, avanza discusión sobre alza tasas

RESUMEN-Autoridades Fed dicen se acerca reducción compra bonos, avanza discusión sobre alza tasas
RESUMEN-Autoridades Fed dicen se acerca reducción compra bonos, avanza discusión sobre alza tasas   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters
Tamaño de texto Aa Aa

Por Jonnelle Marte y Howard Schneider

9 ago – Dos autoridades de la Reserva Federal dijeron el lunes que la economía de Estados Unidos está creciendo rápidamente y, aunque el mercado laboral aún tiene margen de mejora, la inflación ya se ubica en un nivel que podría satisfacer una etapa de una prueba clave para el inicio de las alzas de tasas de interés.

Raphael Bostic, jefe de la Fed de Atlanta, afirmó que está considerando el cuarto trimestre para el inicio de una reducción gradual de las compras de bonos o incluso antes, si el mercado laboral mantiene su reciente tórrido ritmo de mejora.

Además, Bostic y el presidente de la Fed de Richmond, Tom Barkin, aseguraron que creen que la inflación ya alcanzó el umbral del 2%, según sus evaluaciones por separado. Ese es uno de los dos requisitos que deben cumplirse antes de que se puedan considerar las subidas del costo del endeudamiento.

Sus comentarios son una señal de que los funcionarios de la Fed mantienen discusiones sobre cómo y cuándo reducir sus compras de activos. También se están volviendo más detallados en su debate sobre lo que se necesitará para satisfacer el objetivo de inflación de la Fed bajo el nuevo marco.

Bostic, que ya había indicado el período de finales de 2022 para el inicio de las alzas del costo del endeudamiento, destacó el promedio anual de cinco años para el índice de gastos de consumo personal subyacente, o inflación PCE subyacente, que según sus cálculos alcanzó el 2% en mayo.

“Hay muchas razones para pensar que podríamos estar en ese objetivo en este momento”, dijo Bostic a periodistas. Pero aseguró que el comité que fija la política monetaria aún debe ponerse de acuerdo sobre las métricas que utilizará para medir ese progreso, algo que las autoridades del banco central necesitarán discutir.

Barkin afirmó que la elevada inflación vista este año podría haber satisfecho uno de los referenciales clave del banco central para subir las tasas, aunque aún hay espacio para que mejore el mercado laboral antes de aumentar el costo del crédito.

Según la orientación actual de la Fed para su política monetaria, la tasa de referencia aumentará “cuando la inflación alcance el 2%, lo que creo que se puede argumentar que ya lo ha hecho, y parece que se mantendrá ahí”, dijo Barkin ante la Cámara de Comercio Regional de Roanoke, en Virginia.

Sus comentarios se hicieron eco de los realizados en julio por el presidente de la Fed de St. Louis, James Bullard, quien dijo que el ritmo actual de inflación, del 3,5% anual según la medida preferida de la Fed, está muy por encima del objetivo del 2% y, en su opinión, es adecuado para compensar la debilidad pasada de los precios, como exige el nuevo marco de orientación del banco central.

Con los elevados niveles de inflación alcanzados durante la pandemia, según Bostic, la Fed ha logrado efectivamente la meta de “progreso sustancial adicional” en lo que respecta al avance de los precios. Aún se necesita más progreso en el mercado laboral, pero esa meta podría lograrse tras uno o dos meses más de sólido aumento en puestos de trabajo, afirmó.

Eso coloca a la Fed en camino a iniciar el recorte de las compras de bonos entre octubre y diciembre, o antes, si las ganancias en el empleo en agosto son más fuertes de lo esperado, dijo Bostic.

El presidente de la Fed de Boston, Eric Rosengren, dijo el lunes que el banco central podría empezar a retirar el apoyo incluso antes. En una entrevista con Associated Press, sostuvo que la Fed debería anunciar en septiembre que comenzará a reducir sus compras de bonos del Tesoro y los respaldados por hipotecas “este otoño” (boreal).

Barkin no especificó un cronograma sobre cuándo la Fed puede comenzar a reducir sus compras de activos, pero dijo que está observando la relación empleo-población para evaluar si el mercado laboral ha avanzado lo suficiente hacia los objetivos de la Fed.

En términos de cómo estructurar dicha reducción, Bostic comentó que respalda un enfoque “equilibrado” para desacelerar las compras de activos que reduzca los valores respaldados por hipotecas y los del Tesoro a la misma tasa y que estaría a favor de recortar las compras en un período más corto de lo hecho previamente. “Estoy a favor de ir relativamente rápido”, dijo Bostic.