This content is not available in your region

La UE planea normas más estrictas de suministro de medicamentos para evitar depender de las "autocracias"

French watchdog chief calls for ban on 'payment for order flow' in EU stock market
French watchdog chief calls for ban on 'payment for order flow' in EU stock market   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters

Por Francesco Guarascio

BRDO, Eslovenia, 12 oct – Los fabricantes de medicamentos podrían tener que enfrentarse a normas más estrictas para garantizar el suministro de medicinas en la Unión Europea, según afirmaron el martes responsables de la UE, ya que el bloque intenta reducir sus importaciones de productos farmacéuticos procedentes de China y otras “autocracias” extranjeras.

Al inicio de la pandemia de COVID-19 el año pasado, el bloque de 27 países se enfrentó a persistentes problemas para obtener una amplia gama de medicamentos y sus componentes de la India y China, ya que los suministros disminuían entre bloqueos y restricciones a la exportación.

“Tenemos que actualizar nuestra legislación para hacer frente a la escasez en ámbitos como la armonización de los informes, una mayor obligación de suministro y una mayor transparencia en la cadena de abastecimiento”, dijo la Comisaria de Sanidad de la UE, Stella Kyriakides, en una reunión de ministros de Sanidad de la UE en Eslovenia.

El cambio de normas previsto también pretende reducir la dependencia de la UE de los ingredientes de los medicamentos producidos en el extranjero, ya que la Comisión calcula que dos tercios del suministro mundial se concentran en India y China.

“La crisis ha demostrado que dependemos demasiado de China y de otros terceros países en lo que respecta a los productos farmacéuticos”, declaró a la prensa el Ministro de Sanidad alemán, Jens Spahn, antes de la reunión.

La crisis de la COVID ha empujado al bloque a aumentar su independencia farmacéutica, y la conciencia de su necesidad de productos de todo tipo procedentes de otros continentes se ha acentuado aún más por el caos en la cadena de suministro mundial provocado por la reactivación de la actividad económica.

“Imaginemos un mundo en el que las vacunas sólo se hubieran desarrollado en China o Rusia, y las democracias occidentales y la Unión Europea dependieran de estas autocracias para obtener una vacuna. No sería un buen mundo”, dijo Spahn.

Sin embargo, la urgencia del cambio debe combinarse con una evaluación cuidadosa del funcionamiento de la industria, dijeron los representantes de la UE. La Comisión no tiene previsto presentar propuestas legislativas hasta diciembre de 2022, según su borrador de programa de trabajo visto por Reuters y que se publicará en los próximos días.

Un responsable de la UE dijo que se podría ofrecer a los fabricantes de medicamentos incentivos para la innovación, a condición de que acepten obligaciones de suministro más estrictas en toda la UE.

Los fabricantes de medicamentos ya están obligados a garantizar un suministro mínimo de medicamentos, pero las obligaciones varían entre los países de la UE y se consideran poco estrictas.

Una persona familiarizada con las discusiones dijo que, según las nuevas normas, las empresas podrían estar obligadas a tener planes de crisis y a dar avisos a tiempo cuando prevean riesgos potenciales de escasez. En Francia ya pueden ser multadas si no lo hacen.