This content is not available in your region

La lira turca cae a mínimo histórico después de la orden de expulsión de embajadores

La lira turca cae a mínimo histórico después de la orden de expulsión de embajadores
La lira turca cae a mínimo histórico después de la orden de expulsión de embajadores   -   Derechos de autor  Thomson Reuters 2021
Por Reuters

Por Daren Butler

ESTAMBUL, 25 oct – La lira turca se debilitaba el lunes hasta un mínimo histórico de 9,85 frente al dólar, después de que el presidente Tayyip Erdogan dijera durante el fin de semana que había ordenado la expulsión de los embajadores de Estados Unidos y otros nueve países occidentales.

Erdogan presidirá una reunión de su gabinete a las 15:00 horas (1200 GMT) y la atención del mercado se centra en si surgirá alguna novedad sobre el tema de los enviados de las deliberaciones. Habitualmente el presidente emite una declaración después, alrededor de las 1600 GMT.

Por otra parte, se espera que los bancos estatales de Turquía reduzcan el lunes los costes de los préstamos en unos 200 puntos básicos, según tres personas con conocimiento del plan, tras el recorte de los tipos del banco central de la semana pasada. 

La lira cotizaba a 9,8 frente a la moneda estadounidense a las 0651 GMT y los banqueros atribuyeron la debilidad inicial a los comentarios de Erdogan del sábado. El viernes, la lira, que ha caído un 24% en lo que va de año, cerró a 9,5950.

La moneda había alcanzado mínimos históricos la semana pasada después de que el banco central turco (CBRT) recortara su tipo de interés oficial en 200 puntos básicos, a pesar del aumento de la inflación, en una medida de choque tachada de imprudente por economistas y legisladores de la oposición.

La rebaja afectó también al banco español BBVA, que tiene una filial en Turquía.

“El banco central está señalando claramente que el crecimiento tiene prioridad sobre la inflación”, dijo Win Thin de Brown Brothers Harriman.

Según Thin, es probable que se produzca una nueva bajada de tipos en la próxima reunión de política monetaria del 18 de noviembre, a pesar de que la inflación se acelerará debido a la caída de la lira y al aumento de los precios de la energía.

“Además del deterioro de los aspectos fundamentales, es probable que las tensiones con Occidente sigan aumentando después de que el presidente Erdogan dijera que los embajadores de diez naciones ya no eran bienvenidos en Turquía”, añadió Thin.

Ante la continuación de las ventas de la divisa, los indicadores de volatilidad implícita de la lira turca subían, y las métricas a una semana, un mes y tres meses alcanzaron su nivel más alto en unos seis meses.

TENSIONESDIPLOMÁTICAS

Erdogan dijo el sábado que había dicho a su Ministerio de Asuntos Exteriores que expulsara a los enviados por exigir la liberación del empresario y filántropo Osman Kavala, que lleva cuatro años en prisión sin ser condenado.

En la mañana del lunes, no había señales de que el Ministerio de Asuntos Exteriores hubiera ejecutado aún la instrucción del presidente, que abriría la brecha más profunda con Occidente en los 19 años de Erdogan en el poder.

“Me preocupa… por los mercados financieros turcos el lunes. La lira estará inevitablemente bajo una presión de venta extrema”, dijo en BlueBay Tim Ash, un veterano observador de los mercados emergentes.

“Y todos sabemos que (el gobernador del Banco Central, Sahap) Kavcioglu no tiene mandato para subir los tipos, así que la única defensa será gastar las reservas de divisas que el banco central no tiene”.

Los opositores políticos de Erdogan dijeron que su llamamiento a expulsar a los embajadores era un intento de distraer la atención de las dificultades económicas de Turquía, mientras que algunos diplomáticos confiaban en que las expulsiones puedan evitarse todavía.