El Banco de Inglaterra se prepara para la mayor subida de tipos desde 1989

El Banco de Inglaterra se prepara para la mayor subida de tipos desde 1989
El Banco de Inglaterra se prepara para la mayor subida de tipos desde 1989 Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Por Reuters
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

Por David Milliken

LONDRES, 3 nov - El Banco de Inglaterra parece encaminado a subir los tipos de interés en tres cuartos de punto porcentual, hasta el 3%, el jueves, su mayor subida de tipos desde 1989, mientras lucha contra la mayor inflación de los últimos 40 años.

El Banco de Inglaterra (BoE) se ha enfrentado a la turbulencia de la política monetaria y de los mercados financieros desde su última subida de tipos el 22 de septiembre, un día antes de que el Gobierno de la ex primera ministra Liz Truss lanzara un paquete de recortes fiscales no financiado de 45.000 millones de libras (52.000 millones de dólares).

El objetivo de esta política era evitar la recesión y estimular el crecimiento a largo plazo, pero en su lugar llevó a la libra esterlina a un mínimo histórico frente al dólar estadounidense, obligó al Banco de Inglaterra a apuntalar el mercado de bonos y provocó la dimisión de Truss.

Los mercados están ahora más estables, y los costes de la deuda del Gobierno británico han vuelto a su nivel anterior a la crisis. El martes, el Banco de Inglaterra pudo empezar a vender bonos de su reserva de flexibilización cuantitativa de 838.000 millones de libras.

Sin embargo, los problemas de fondo de la economía británica persisten. La inflación de los precios al consumo volvió a alcanzar un máximo de 40 años, el 10,1%, en septiembre, y es probable que haya subido aún más el mes pasado, cuando los precios regulados de la energía se dispararon, a pesar de los costosos subsidios.

Al mismo tiempo, la economía se está ralentizando considerablemente. Los índices de las encuestas entre los gestores de compras de empresas cayeron en octubre a su nivel más débil desde enero de 2021, cuando la economía estaba atrapada en un confinamiento de COVID-19.

"El BoE se enfrenta al acto de equilibrio increíblemente difícil de aplicar grandes subidas de tipos en una economía en recesión", dijo Shweta Singh, economista de la gestora de fondos británica Cardano.

Cuarenta y seis de los 53 economistas encuestados por Reuters esperan que el Banco de Inglaterra suba los tipos hasta el 3% este mes.

Otros bancos centrales occidentales se enfrentan a retos similares. La inflación se ha disparado debido a la escasez de mano de obra, los cuellos de botella en la cadena de suministro y, en el caso de Europa, el aumento de la factura energética desde que Rusia invadió Ucrania en febrero.

La Reserva Federal de Estados Unidos subió su tipo de interés principal en 0,75 puntos porcentuales el miércoles, hasta un rango del 3,75% al 4,0%, y el Banco Central Europeo aumentó su tipo de depósito en la misma cantidad, hasta el 1,5%, la semana pasada. Pero la Fed dijo que las futuras subidas de tipos podrían producirse en pasos más pequeños.

A CIEGAS

La tarea del BoE es especialmente complicada por la falta de claridad en la política monetaria del Gobierno.

Aunque la mayoría de los recortes fiscales de Truss se han revertido, y el nuevo primer ministro Rishi Sunak ha indicado que será necesario un recorte del gasto público y potencialmente un aumento de los impuestos, la escala no estará clara hasta el comunicado sobre la política fiscal del 17 de noviembre.

Los subsidios energéticos del Gobierno cesarán en abril, por lo que el Banco de Inglaterra podría prever un nuevo pico de inflación cuando actualice sus previsiones el jueves.

"Si el dilema de septiembre para el Banco era que podría no estar endureciendo lo suficiente, el dilema de noviembre es que acabe haciendo demasiado. Parece, por tanto, que el Comité de Política Monetaria sigue dando pasos a ciegas", dijo Singh, de Cardano.

Los inversores esperan que el tipo de interés bancario del BoE llegue al 3,5% en diciembre y al 4,75% el próximo mayo, el más alto desde 2008, aunque por debajo del máximo de alrededor del 6% previsto durante la agitación del mercado del mes pasado.

A pesar de la debilidad de la economía, el Banco de Inglaterra está preocupado por las presiones inflacionistas derivadas de la falta de mano de obra y por las expectativas de que la inflación de los precios al consumo vuelva lentamente a su objetivo del 2%.

El desempleo en los tres meses hasta agosto fue el más bajo desde 1975, con un 3,5%, en parte debido a un número récord de trabajadores que abandonaron el mercado laboral, mientras que los salarios medios fueron un 6% más altos que el año anterior.

(1$ = 0,8730 libras)

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

OpenAI afirma que The New York Times "pirateó" ChatGPT para reunir pruebas de una demanda judicial

Famosos como Dolph Lundgren y Lindsay Lohan "reclutados sin saberlo" para una campaña de desinformación contra la presidenta de Moldavia

MWC 2024: Microsoft abrirá el acceso a sus modelos de IA para que los países construyan sus propias economías de IA