Putin supervisa puesta en marcha de yacimiento siberiano que alimentará gasoducto a China

Putin dice que Rusia es ahora uno de los principales proveedores de petróleo y gas de China
Putin dice que Rusia es ahora uno de los principales proveedores de petróleo y gas de China Derechos de autor Thomson Reuters 2022
Por Reuters
Compartir esta noticiaComentarios
Compartir esta noticiaClose Button

21 dic - El presidente ruso, Vladimir Putin, presidió el miércoles la inauguración de un nuevo e importante yacimiento de gas siberiano que contribuirá a impulsar el previsto aumento del suministro a China.

El yacimiento de Kovykta alimentará el gasoducto Poder de Siberia, que lleva gas ruso a China. Con unas reservas recuperables de 1,8 billones de metros cúbicos, es el mayor del este de Rusia.

El lanzamiento forma parte de la estrategia rusa de desplazar las exportaciones de gas hacia el este a medida que la Unión Europea reduce su dependencia de la energía rusa en respuesta a la guerra de Ucrania.

Putin lo calificó de "acontecimiento significativo" para la industria energética rusa y el conjunto de la economía. Se unió por videoconferencia a los trabajadores de la obra, que aparecían alineados sobre la nieve con trajes de protección azules y cascos blancos, y dio la orden de "¡que empiece el trabajo!" para inaugurar el proyecto.

Rusia comenzó a vender gas natural a China a finales de 2019 a través del gasoducto Poder de Siberia, que suministró unos 10.000 millones de metros cúbicos de gas en 2021 y debe alcanzar su capacidad total de 38.000 millones de metros cúbicos en 2025. Rusia es ahora el tercer proveedor de gas de Pekín.

En febrero, Putin llegó a un acuerdo para vender otros 10.000 millones de metros cúbicos de gas a China desde el Lejano Oriente ruso a través de un nuevo gasoducto más pequeño hacia el noreste chino. Moscú también planea construir otro gran gasoducto, el Poder de Siberia 2, a través de Mongolia, para vender 50.000 millones de metros cúbicos más de gas al año.

Putin declaró la semana pasada que estos proyectos permitirían a Rusia aumentar sus ventas de gas a China a 48.000 millones de metros cúbicos anuales en 2025 y a 88.000 millones de metros cúbicos en 2030.

El expresidente ruso Dmitri Medvédev visitó por sorpresa China el miércoles para entrevistarse con el presidente Xi Jinping. Según Medvédev, el encuentro incluyó un debate sobre la asociación estratégica "sin límites" que ambos países anunciaron en febrero.

Compartir esta noticiaComentarios

Noticias relacionadas

¿Por qué el fundador de WikiLeaks y hacker Julian Assange se enfrenta a una posible extradición a Estados Unidos?

Acoso en Internet, peligro y pobreza: Cómo afecta la brecha digital a la comunidad LGBTI

El auge del chatbot hitleriano: ¿Podrá Europa evitar la radicalización de la extrema derecha gracias a la IA?