El equipo español cayó ante la mejor selección del mundo, la de Estados Unidos, pero nunca perdió la cara al partido y fue eliminada con un penalti cuanto menos dudoso
Leer artículo completo

Más sobre Noticias