Video

euronews_icons_loading
La fábrica de Tela cerca de Berlín, pendiente de recibir suministros.