Última hora

Última hora

Timoshenko denuncia una represión política a gran escala en Ucrania

Leyendo ahora:

Timoshenko denuncia una represión política a gran escala en Ucrania

Tamaño de texto Aa Aa

La líder de la oposición ucraniana, Yulia Timoshenko, ha necesitado un permiso especial para acudir al congreso del Partido Popular Europeo (PPE) en Bruselas. Está siendo investigada por supuesta malversación de fondos durante su mandato como primera ministra.

Timoshenko ha explicado en una entrevista con euronews que Ucrania ha cambiado mucho desde las elecciones presidenciales del año pasado.

Alexei Doval, euronews:

Desde que dejó su puesto como primera ministra, se enfrenta a graves acusaciones. ¿Son injustas? ¿Las desmiente?

Yulia Timoshenko:

Sí, las desmiento. En Ucrania se ha puesto en marcha una represión política a gran escala. Todos los adversarios políticos están siendo investigados o están en la cárcel. Por ello, quiero incluso agradecer al actual presidente, al gobierno y a todas las fuerzas de seguridad que hayan pasado un año comprobando mi trabajo como primera ministra y que, a pesar de que deseaban encontrar algo, no lo han conseguido. Esto me exculpa.

euronews:

Pero la investigación por uno de los casos sigue abierta. Si, como usted dice, detrás de este asunto se encuentran unas autoridades y un sistema judicial que no son independientes, ¿no sería más seguro que se quedara aquí, que pidiera asilo político? Después de todo, se enfrenta a penas de cárcel…

Yulia Timoshenko:

No abandonaría Ucrania en un periodo tan difícil como este. Y no dejaría a la gente que me ha votado, que son más de 11 millones de ucranianos. Volveré para defender a Ucrania, el Estado de Derecho, la democracia, los derechos y libertades de las personas. No quiero que la gente pierda la esperanza. Me quedaré con ellos, aunque los poderes públicos lleguen al extremo de meterme en la cárcel o aunque quede en libertad. En cualquier caso, me quedaré con Ucrania.

euronews:

¿Cuál es la gravedad de la situación? Usted dice que se está degradando…

Yulia Tymoshenko:

Sí, a mucha gente hoy en día, tanto en Ucrania como en el extranjero, le da la impresión de que el país ha tomado un tren en dirección contraria a la democracia, a la libertad y a Europa. Es una situación muy difícil. La gente se siente con menos libertad y tiene miedo. La corrupción corroe las bases de nuestro Estado. Sé que la situación es grave, pero vamos a superarla. Los medios de comunicación están en manos de una oligarquía con mucho capital y con todos los poderes, sin excepción. En Ucrania ya no hay separación de poderes, entre el legislativo, el ejecutivo y el judicial. Se han fusionado en un único y gran sistema, controlado por un hombre y por los que le rodean. En Ucrania los cimientos democráticos se han destruido.

euronews:

Uno de los principales logros que consiguió la democracia en Ucrania fue la libertad de expresión, ¿está ahora en peligro?

Yulia Timoshenko:

Creo que mejor que oír a la oposición, habría que escuchar a Reporteros Sin Fronteras (RSF): Ucrania ha perdido posiciones en todos los informes sobre libertad de expresión. Actualmente, en Ucrania hay un movimiento de periodistas contra la censura que aglutina a más de mil profesionales de todos los medios. La sociedad civil, los periodistas, la oposión, todos estamos luchando. Nos enfrentamos a un régimen autoritario que, por desgracia, domina el país desde hace una año.

euronews:

El asesinato del periodista Gueorgui Gongadze ha vuelto a estar de actualidad. Incluso se ha interrogado al ex presidente Leonid Kuchma. Parece que para las autoridades, la libertad de expresión es importante y que intentan protegerla. ¿No es lo contrario de lo que usted dice?

Yulia Timoshenko:

Por desgracia, se trata sólo de una ilusión. Viendo lo mal que están la economía y lo social y que la gente no tiene libertad, el gobierno ha decidido desviar la atención de los problemas actuales. Creo que la acusación contra el ex presidente de Ucrania no va a terminar de manera justa. Estoy convencida de que es sólo una maniobra de distracción.

euronews:

Usted ha dicho que hace un año Ucrania tomó un tren en dirección contraria a Europa. Si lo tomamos al pie de la letra, entendemos que va hacia Rusia. ¿Qué problema hay?

Yulia Timoshenko:

No, va hacia una falta de libertad, ausencia de democracia, injusticia y corrupción. Esta es la dirección, no tiene nada que ver con Rusia.

euronews:

¿Cree que con el actual gobierno se van a reforzar los lazos entre Ucrania y Rusia?

Yulia Timoshenko:

Me gustaría que fueran lazos entre socios. No quiero que sea como una relación entre un hermano mayor y uno menor, entre un superior y un subordinado, entre un país grande y potente y un territorio adyacente. Quiero que sea entre buenos vecinos, de igual a igual, que esta relación sea favorable y satisfactoria para ambos países.

euronews:

Hace un año, un poco menos de la mitad de los electores ucranianos votó por usted. ¿Sigue viéndose capaz de defender sus intereses?

Yulia Timoshenko:

Desde luego. Estoy trabajando en ello. La gente está escandalizada, siente que hay mucha injusticia, está indignada, pero creo que los ucranianos, en su forma de ser y en sus genes, son hombres libres. La historia nos ha hecho así. No sólo somos libres sino que siempre estamos dispuestos a luchar por nuestra independencia y libertad. Creo que los ucranianos saldremos de esta situación. Y lo que es más importante, que nuestros amigos, nuestros socios en la Unión Europea y en Occidente, nos apoyen. Para nosotros, es importante.

euronews:

En estos momentos, hay una oleada de revoluciones en el norte de África y en Oriente Próximo. ¿La situación en Ucrania es potencialmente explosiva o revolucionaria?

Yulia Timoshenko:

Sí. Cuando la gente está desesperada, y no le queda otra vía más que la revolución, hay riesgo de que esto explote. Hacia ahí está llevando a Ucrania el nuevo presidente. La gente está indignada, le gustaría participar en la vida política, no quiere que se la deje de lado.

euronews:

¿Europa es responsable, en cierta medida, de que la revolución ucraniana de 2004 acabase siendo una decepción?

Yulia Timoshenko:

No pienso que Europa tenga ninguna responsabilidad. Creo que Victor Yushchenko, el hombre al que el país dio el poder con la revolución, resultó ser débil y no resistió la tentación de volver al antiguo modelo de “oligarquía más política”. Esto es lo que ha dañado a la revolución ucraniana. Pero los ucranianos no han perdido la fe. En cierta medida, sí, están decepcionados. Pero, al mismo tiempo, si compara los cinco años posteriores a la revolución con la situación de hoy en día, la gente sabe que ha tenido más libertad y justicia en todos los ámbitos de la vida.