Última hora

Última hora

Innovar para proteger el medioambiente

Leyendo ahora:

Innovar para proteger el medioambiente

Tamaño de texto Aa Aa

Bienvenidos a Business Planet. Los avances tecnológicos están dando lugar a cambios en los hábitos de consumo. Como ocurre con muchos aparatos obsoletos, los televisores tradicionales van directamente a la basura.

Faruk Can, euronews:

“Sin embargo, en Italia hemos visto cómo se pueden transforman ecológicamente los residuos de estos electrodomésticos en suelo de cerámica para las viviendas y cómo algunas empresas italianas salen adelante en plena crisis”.

Relight es una empresa creada hace trece años para reciclar desechos de componentes electrónicos. Empezaron en una nave de 1.000 metros cuadrados, hoy tienen 11.000 metros cuadrados y 70 empleados. La compañía investiga en nuevos sistemas para reciclar todos los aparatos que recuperan.

“La vida de estos productos —electrodomésticos— es siempre muy breve. En consecuencia la necesidad de deshacerse de estos materiales aumenta y el reciclaje es indispensable para garantizar que estos materiales tengan una segunda vida”, explica Bibiana Ferrari, propietaria y directora general de la empresa Relight.

Un grupo de empresas, incluída Relight, ya tienen otra vida para las pantallas de los viejos televisores. Gracias al proyecto Glassplus, financiado por la Comisión Europea, el cristal de estas pantallas se recoge, se trata y se usa en la industria cerámica. Gracias a su apuesta ecológica, la facturación anual de Relight alcanza los 8 millones de euros: “Toda esto es económicamente sostenible porque nuestra empresa —dice Bibiana Ferrari— es una empresa que tiene sus resultados, que ofrece puestos de trabajo y que garantiza la propia sostenibilidad del sistema”.

El cristal reciclado se añade al compuesto que se utiliza para el pavimento cerámico, en una proporción aproximada del 20 por ciento. En otras palabras, con treinta viejas televisiones recicladas podemos poner el suelo en un apartamento de unos 70 metros cuadrados.

Hasta la fecha hemos fabricado cerca de 500.000 metros cuadrados de suelos cerámicos con este compuesto innovador. Esto significa que hemos reciclado unas 2.500 toneladas de cristal de los viejos televisores”, comenta el coordinaor del proyecto Glassplus, Davide Carre.

Para los industriales, estos compuestos reducen significativamente los costes de producción y su dependencia de materias primas de importación.

Además, las empresas obtienen certificaciones ecológicas, como la etiqueta verde LEED que otorga un valor añadido.

Arnold Stabinger, es el director general de la empresa Refin: “La producción para nosotros es muy importante porque forma parte de nuestra estrategia de competitividad que está fundamentalmente orientada hacia la innovación, la alta calidad y el diseño”,

Bibiana Ferrari tiene claro cuál es el futuro: “Las tres claves del éxito en este campo son: atención a la investigación y el desarrollo, energía y esfuerzo para la conservación del medioambiente; y la capacidad de adaptar el proceso de reciclado a las crecientes necesidades de la industria”.