Última hora

Última hora

Dr. Kuhn: "dejar que Hong Kong gestione los asuntos de su jurisdicción no es un cambio en la política china"

Leyendo ahora:

Dr. Kuhn: "dejar que Hong Kong gestione los asuntos de su jurisdicción no es un cambio en la política china"

Tamaño de texto Aa Aa

Impás en el conflicto entre las autoridades de Hong Kong y los estudiantes pro democracia. El Gobierno de la región administrativa especial china ha decidido cancelar el diálogo formal previsto para mañana con los representantes de los estudiantes como respuesta al plan de desobediencia civil iniciado por los manifestantes.

Aunque en las últimas horas solo quedaban en la calle grupos aislados de manifestantes, las tres principales organizaciones de las protestas han pedido a los habitantes de la isla que vuelvan a salir y se sumen a las protestas hasta que se cumplan sus principales reivindicaciones: la libre elección de candidatos para las elecciones de 2017 y la dimisión del gobernador de Hong Kong.

Hong Kong es una Región Administrativa Especial desde julio de 1997, cuando el Reino Unido cedió la soberanía de la isla a China. Aunque al inicio mantuvo el principio de “un país, dos sistemas” y se comprometió a permitir elecciones libres y democráticas en 2017, el verano pasado, las autoridades chinas decidieron imponer candidaturas seleccionadas por una comisión elegida a dedo, lo que desató en la isla protestas cada vez más multitudinarias.

El presidente Xi Jinping quiere mantener un control directo de la isla, crucial para la economía china, .
Además , Pekín teme que Taiwán siga la senda revolucionaria de Hong Kong, que supone ya un nuevo frente para el régimen.

El manejo de las protestas en Hong Kong por parte del Gobierno chino ha generado dudas sobre el liderazgo del presidente Xi Jin-ping. Para analizar la situación nos acompaña el doctor Robert Laurence Kuhn, escritor y especialista en China.

euronews: Dr. Kuhn, gracias por estar con nosotros… Hemos visto una estrategia pasiva en la gestión de las protestas en Hong Kong, totalmente diferente a cómo Pekín ha manejado anteriormente desafíos a su autoridad. ¿Refleja esto una nueva filosofía de liderazgo de Xi Jin-ping o es algo circunstancial?

Dr. Kuhn: “En primer lugar hay que entender el concepto de ‘un país, dos sistemas’ que es la Constitución que rige Hong Kong y Macao y desde el punto de vista de China, también Taiwán, más adelante. Y eso se lo toman muy en serio. El Gobierno chino considera que este tipo de protestas que hemos visto en Hong Kong las tienen que lidiar las autoridades locales. Lo que no quiere decir que Pekín esté al margen ya que está muy preocupado por lo que está pasando allí. Esta claro que nunca veríamos este tipo de manifestaciones en China. Dejar que el Gobierno de Hong Kong gestione los asuntos de su jurisdicción no es un cambio en la política china”.

euronews: ¿Por qué se tomó la decisión de la nominación de Pekín de los candidatos a las elecciones hongkonesas, sabiendo que eso desataría la cólera de los ciudadanos?

Dr. Kuhn: “Bueno, no creo que esté de acuerdo con esa pregunta en lo que se refiere a que sabían que provocaría una respuesta airada. Hay que mirar de nuevo la Constitución y toda su estructura. En lo que se refiere a su funcionamiento es un poco confusa y lo que ha pasado es una novedad histórica. Cuando éramos colonia británica no vivíamos en una democracia al estilo occidental, estábamos siguiendo las órdenes de otro gobierno. Así que esto es una evolución. Está claro que Pekín no permitirá que Hong Kong se libere de China y de su autoridad, pero van a tratar de respetar lo máximo posible el principio de ‘un país, dos sistemas’ que, hasta ahora, ha estado funcionando bastante bien”.

euronews: Usted habla de un proceso en desarrollo y el enfrentamiento no se ha resuelto todavía. ¿Ve alguna posibilidad de que el presidente chino conceda algunas de las peticiones de los manifestantes, sobre todo en el tema central, que es la nominación de Pekín de los que concurrirán a las elecciones?

Dr. Kuhn: “La respuesta es sencilla: no. No creo que haya ninguna posibilidad de que el Gobierno central vaya a permitir, a causa de las protestas, que haya un cambio sustancial en Hong Kong. Creo que hay dos cuestiones: una es el tema principal, el de la elección del jefe del Ejecutivo y esta persona puede estar en total oposición a Pekín y opuesto a ser elegido por sufragio universal desde un grupo de personas seleccionadas por China. Ahí está el tema. Pero la forma es también significativa. No creo que China quiera crear un precedente de que las protestas en las calles han provocado cambios efectivos. Por lo tanto, hay dos cuestiones y las dos tienen la misma respuesta: no”.