Última hora

Última hora

Consejo de Europa preocupado por la libertad de prensa húngara

El Consejo de Europa está preocupado por la libertad de prensa y el pluralismo de los medios de comunicación en Hungría. El comisario de Derechos

Leyendo ahora:

Consejo de Europa preocupado por la libertad de prensa húngara

Tamaño de texto Aa Aa

El Consejo de Europa está preocupado por la libertad de prensa y el pluralismo de los medios de comunicación en Hungría. El comisario de Derechos Humanos de esta organización visitó Budapest del 1 al 4 de julio. En su informde 44 páginas destaca las amenzas contra el pluralismo de los medios. Medidas como el impuesto de publicidad frenan la libertad de prensa en el país.

El comisario ha pedido a las autoridades húngaras que se abstengan de aplicar normas que limiten el espacio que tienen los medios para actuar con libertad.

En 2010 el Gobierno del país aprobó una ley de medios que fue ampliamente condenada como represiva por la sociedad civil húngara y las organizaciones internacionales e intergubernamentales. También se han opuesto el Parlamento Europeo y la Comisión y el Ejecutivo húngaro aceptó introducir algunos cambios. pero muchos siguen pensando que el Gobierno húngaro continúa interfiriendo en el trabajo de los medios de comunicación con este impuesto que afecta especialmente a medios independientes.

El Consejo de Europa ha condenado el problema de racismo contra los gitanos. Y la influencia del partido de extrema derecha Jobbik en los actos racistas contra los gitanos del país.

Sandor Zsiros, euronews:
Comisario de Derechos Humanos del Consejo de Europa, Nils Muiznieks, usted visitó Hungría en julio. ¿Cree que la gente tiene la oportunidad de acceder a una información libre y justa?

Nils Muiznieks, comisario de Derechos Humanos del Consejo de Europa:
“En primer lugar, creo que la legislación prevé sanciones muy severas contra periodistas que la violen y creo que esto no debe aceptarse. Porque tiene un efecto muy negativo en la libertad de los medios y en la libertad de expresión de cada uno. Segundo, se debería despenalizar la difamación y la multa debería ser proporcional. También hay algunas disposiciones relativas a la publicidad que parecen apuntar a algún medio, de hecho, una televisión que se ha visto afectada”.

euronews:
¿Los periodistas consiguen trabajar sin ninguna presión política?

Muiznieks:
“Me han llegado varios informes donde se habla de presión. Editores que ha sido despedidos después de escribir documentos críticos del partido que está en el poder. Casos de difamación contra periodistas de investigación. Hay presiones incompatibles con un gobierno que se tiene que tomar esto en serio y promover el pluralismo de los medios de comunicación”.

euronews:
¿Cree que el llamado impuesto de publicidad es simplemente una cuestión financiera o es una tema más político?

Muiznieks:
“Yo creo que se convierte en una cuestión política en este contexto más amplio, relacionado con la modificación de la legislación de los medios de comunicación y con el pluralismo. Y cuando afecta a un medio de comunicación más que a otros o cuando afecta solamente a uno, surgen muchas preguntas para saber si eso se dirige específicamente contra un medio concreto”.

euronews:
El Gobierno húngaro condena los dicursos racistas y antisemitas. ¿Usted cree que esto es suficiente para luchar contra la discriminiación y el extremismo?

Muiznieks:
“Estoy muy preocupado por la presencia en el Parlamento del país del partido de extrema derecha Jobbik, que muchas veces se expresa de manera antisemita y ha demostrado su odio a los gitanos. Esta formación también coopera con los grupo paramilitares y ha participado en muchos actos intimidatorios contra los gitanos y otros grupos”.

euronews:
¿Qué opinión tiene de la situación de los refugiados y de los solicitantes de asilo en Hungría?

Muiznieks:
“El problema más grande, desde mi punto de vista, es la detención de los que piden asilo. Parece que es arbitrario. No está claro por qué se detiene a algunas personas y a otras no. Así que creo que Hungría debe trabajar para desarrollar estas políticas de integración a largo plazo. Porque llegaremos a una situación en la que los inmigrantes pedirán asilo pero se intentarán ir a otros países porque verán que no tienen la oportunidad de integrarse en la sociedad húngara”.